lunes 23/11/20

“Desde extramuros”: Y a los tres días, Casado, resucitó.

En el año de nuestro señor 2020, con España sumida en un caos sin precedentes y una crisis sanitaria y económica como no ha conocido nunca el mundo, algunos políticos se han dedicado a perder el tiempo con estrategias políticas para ahogar a su rival.

Vox, inició una moción de censura en uno de los actos de mayor irresponsabilidad política jamás visos en el parlamentarismo español, con el único objetivo de asfixiar al Partido Popular, para obligarle a retratarse, o conmigo o contra mí. No nos engañemos, la moción de censura no era contra Sanchez, era contra el Partido Popular de Casado.

Pero, lo que Vox no esperaba era la reacción de los azules, y mucho menos la reacción de su líder Pablo Casado, al que daban por muerto políticamente hablando, y que cual Jesús en la Biblia, a los tres días resucitó, y lo hizo con tanta fuerza que dejo patidifusos a los verdes de Vox.

El promotor de la moción, el señor Abascal, no sabía ni por donde le venía la torta, su cara era un poema, igual que las caras de sus compañeros de grupo, que quedaron bloqueados por la brillante y contundente intervención de Pablo Casado, que pasó de “derechita cobarde” a “Centro derecha responsable”, a partido de Estado y a poner rumbo a la presidencia del gobierno.

Y es que a Vox, le salió el tiro por la culata, lo que empezó con grandes expectativas, se quedó con un frenazo contundente sin solución de continuidad. Tan bloqueado quedo el Señor Abascal, que solo pudo defenderse como se defienden los chiquillos, pataleando en el escaño.

Casado sacó la artillería pesada y recuperó las líneas generales del Partido Popular, entrando en la pista de despegue para dirigir este país desde la moderación, la responsabilidad y la seriedad.

El partido popular, recupera el timón de la oposición, centrando su escenario político y recuperando un discurso serio, que es lo que gusta a los españoles, seriedad y rigor en la política.

Vox, intentó comerse al padre, pero no pudo, las horas de vuelo del Partido Popular son mayores que las de Vox, y aunque solo sea por las canas, políticamente hablando, son más expertos que los verdes, al menos en el parlamentarismo.

Podemos decir que el Señor Abascal, salió a por lana y volvió trasquilado, dando la oportunidad al Señor Casado de bloquearlo con maestría y con mucha audacia, oportunidad que aprovecho muy bien, dejando aun el sonido de sus palabras resonando en el hemiciclo, y poniendo rumbo a ganar las próximas elecciones.

 

David Gómez González (Abogado)

“Desde extramuros”: Y a los tres días, Casado, resucitó.
Comentarios