sábado 14.12.2019
ser humano y animales, siempre conectados

Cuidado de mascotas y alimentación animal

Información importante relacionada con el mundo animal

Cuidado de mascotas, y alimentación animal.
Cuidado de mascotas, y alimentación animal.

El ser humano y los animales siempre han estado conectados, así como con la naturaleza. Es por esto que desde tiempos inmemorables se ha buscado la cooperación con los mismos, ya sea mediante fines laborales y útiles (el caballo como medio de transporte, los perros para guiar el ganado, etc.) o simplemente estableciendo una estrecha relación entre ambos. No por nada se suele decir que el perro es el mejor amigo del hombre.

Sin embargo, este animal no es la única "mascota" que con el paso de los años se ha ido instaurando al lado de sus dueños en sus casas y domicilios: con el paso del tiempo, y la entrada de las nuevas tecnologías a la vida de las personas, cada vez es menor el uso de los perros y otras especies animales como medios herramientas, o medios útiles en según qué funciones, y más para el disfrute personal o el ocio. La compañía es ahora la función prioritaria que recae sobre estos animales, y es que en muchas ocasiones, cuando nos sentimos mal o solos, pareciera que ellos comparten nuestro sentir, y son capaces de consolarnos. Además, está científicamente demostrado que acariciar a tu mascota durante un periodo de depresión puede reducir los efectos de la misma, por lo que pese a que existan personas que aún nieguen los sentimientos de estos compañeros (por lo general caninos o felinos), no pueden negar la evidencia de estos estudios. La situación vendría a ser muy parecida, a cuando un niño pequeño abraza a sus ositos de peluche para pasar una rabieta.

Cruce de razas y mascotas más usuales

Como ya hemos mencionado, aquellas mascotas más comunes en una vivienda son los perros y los gatos, y esto repercute, por tanto, en todo aquello relacionado con la adopción, e inclusive la compra y venta de los mismos: creándose un negocio de todo esto (comidas, utensilios, vacunas...)

Gran parte de este comercio se basa en la venta de razas más buscadas por parte de estos animales, las cuales son más exóticas, o más espectaculares visualmente, motivo por el cual las personas buscan comprarlas ya que no quieren simplemente un compañero, sino un atractivo visual. Es ahí donde entran en juego los denominados como “criadores”, cuya función se basa en cruzar razas entre sí en búsqueda de aquella concertada, y que teóricamente son de mayor calidad, motivo por el cual tienen más valor en el mercado.

Esta situación se da tanto en perros, como gatos, e inclusive en algunos tipos de animales más exóticos. Como por ejemplo, en el caso de los gatos, serían aquellos pertenecientes a la raza bengalí: la cual es un cruce de gato normal y corriente con uno leopardo, resultando muy visual debido a su pelaje, más parecido al de grandes felinos como el leopardo que a un gato doméstico.

En los perros, aquella más buscada sería sin duda alguna el Labrador Retriever (sí, aquel del famoso anuncio de Scottex) y es que precisamente su tierna apariencia de su etapa infante es lo que enamora a propios y extraños, causando la sensación de ternura que a todos nos invadió al visualizar dicho anuncio comercial. 

Una zona exterior, el hábitat perfecta para los animales 

Pero luego, no hay que olvidar que crecen (y bastante) de tamaño, por lo que no debes de adoptar y mucho menos comprar un perro si no tienes espacio suficiente para él en tu hogar. Lo ideal, sería contar con un jardín o patio exterior, donde poder instaurar su zona de ocio, utilizando cajas de cartón de canal sencillo para elaborar una caseta de perro a su medida, y que pueda vivir cómodamente en la misma, teniendo espacio para correr, etc. Y mezclándolo con largas estancias en la casa junto a su dueño cada vez que así el animal lo desee, permitiéndole un espacio mucho más parecido a su hábitat natural, que sería la naturaleza en sí misma: con un jardín donde correr, y que haga ejercicio. Además, puedes aprovechar estos espacios para añadir nuevos integrantes a la manada, como por ejemplo crear un nuevo ecosistema a partir de un estanque, donde añadir patos que convivan en el exterior y hagan compañía a tu perro. Aprovecha que, comúnmente y por razones desconocidas, la mayoría de razas caninas suelen llevarse bien con los patos, y que éstos son animales pacíficos por naturaleza, por lo que apenas te darán problemas. Tan solo necesitarás mantenerlos bien alimentados (deberás informarte por tanto sobre que comen los patos) y cuidados, ya que ellos se limpian por sí solos de forma constante. Una manutención básica y lógica para unos animales muy coquetos como son los patos, los cuales serán los encargados de darle un toque de originalidad y glamour a tu jardín. Aprovecha su variada alimentación para añadirle comida que no sea apetecible para tu perro, o posiblemente puedas encontrarle más de una vez al can dentro del estanque, intentando robarles el alimento.

Comentarios