DURO ATAQUE

El clan Verstappen critica la "carnicería" de la prensa y se ceba con Alonso

Tras las duras críticas que ha recibido el piloto belga por sus acciones en la pista, su familia ha salido en su defensa y ha puesto en el punto de mira maniobras realizadas por el español

Verstappen en Shanghái.
Verstappen en Shanghái.
El clan Verstappen critica la "carnicería" de la prensa y se ceba con Alonso

El nombre de Max Verstappen está en el punto de mira tras la acción de Shanghái. El piloto belga, cuyo nombre está ligado al futuro de la Fórmula 1 por la precocidad con la que desembarcó en la competición de la mano de Toro Rosso, es víctima de su juventud y su ansía por ganar. Su indiscutible talento le llevó a ganarse un volante de Red Bull y, con apenas 20 años, ya está acostumbrado a pelear por altas cotas. En este 2018, no obstante, no ha firmado su mejor arranque. Tras tres carreras disputadas sólo acumula 18 puntos, casi la mitad (37) que su compañero Ricciardo. 

La causa no es otra que su agresividad en la pista. Pese a que ya no es un novato, la juventud le ha jugado malas pasadas a Verstappen. La última, en Shanghái, donde los Red Bull rindieron por encima de lo esperado. El belga se precipitó al adelantar a Vettel y lastró todas las opciones del alemán, cuando éste marchaba en segundo lugar. Un incidente que en el futuro puede ser decisivo a la hora de decantar el Mundial, ya que se espera una contienda de lo más igualada entre el germano y Lewis Hamilton.

Su entorno, en concreto su padre, no ha dudado en reconocer que "Max tiene que pensar más". "Enfadado no es la palabra correcta, pero estoy decepcionado", ha comentado Jos en la televisión holandesa Ziggo, como recoge en su portal Motorsport. "En algunas circunstancias, Max tiene que pensar más, no quiero que cambie su estilo de pilotaje, adelantó a dos pilotos en la salida, lo hizo de una forma perfecta, es lo que todos queremos ver. Pero no quiero ver este tipo de acciones. Necesita tener todo bajo control, necesita pensar", añadió.

Sin embargo, el padre de Verstappen no está nada conforme con el trato que la prensa ha dado a su hijo. "Están haciendo una carnicería con Max y no creo que sea lo correcto", mencionó, antes de reconocer que "el adelantamiento a Vettel realmente no fue aceptable. No era posible, fue un error de juicio". La maniobra con Hamilton, con el que también estuvo cerca de sufrir otro incidente, la vislumbra de otra forma. "Pienso que fue un buen movimiento. Tiene que arriesgarse más con su Red Bull porque su velocidad punta es más lenta que la de Mercedes", comentó Jos.

Otro que tuvo que lanzarse en una curva, también por la falta de punta en las rectas, fue Fernando Alonso. Y la familia de Verstappen no ha dudado en poner en juicio su maniobra con Vettel. "A Max le miran con lupa, también por su edad. Si te fijas, en China Alonso empujó a Vettel y no sólo un poco, de eso no se habla. Max hizo eso en menor grado y de eso sí habla la gente", explicó. Unas duras palabras a la maniobra del español, que tras la carrera fue ensalzada por diversos expertos. Habrá que esperar para ver si el asturiano decide responder al clan Verstappen.