viernes 25/6/21

Ocho zonas y baños independientes para la cuarentena de las 2 últimas pateras

Los 70 inmigrantes de las dos últimas pateras llegadas a Fuerteventura pasan la cuarentena en un inmueble del Cabildo conocido como "la nave del queso", que se ha acondicionado con ochos zonas con sus respectivos baños, para mantener la separación en grupos diferentes

Fuerteventura inmigrantes

Los ocho grupos son producto de aplicar esta lógica de aislamiento: cada grupo solo pasa la cuarentena con compañeros de su misma patera, los negativos están separados de los que han dado positivo en covid-19 y en todos los casos hay zona de mujeres y de hombres, según han informado fuentes del Cabildo.

En estos momentos, Fuerteventura tiene 26 casos activos de coronavirus, 25 de los cuales corresponden a las dos últimas pateras rescatadas en la isla, 14 a la del domingo 14 de junio y once a la del jueves pasado. Cinco son menores y el resto, adultos.

En un primer momento, los inmigrantes de las dos pateras, 39 de la primera y 31 de la segunda, fueron trasladados -sucesivamente, sin llegar a coincidir- a una nave del recinto portuario de Puerto del Rosario para permanecer ahí el plazo de 72 horas necesario para su filiación.

Sin embargo, en los últimos días los han ido derivando a la llamada "nave del queso", ubicada en un complejo industrial a las afueras de la ciudad de Puerto del Rosario.

La intención es que pasen en esa instalación la cuarentena de 14 días exigida por el Ministerio de Sanidad a todas las personas que llegan a España desde el extranjero.

También deberán permanecer en ese recinto quienes han dado positivo en las pruebas de PCR que, desde hace semanas, la Consejería de Sanidad canaria realiza a todas las personas que llegan en patera al archipiélago.

El pasado jueves los 39 inmigrantes que habían llegado al muelle de Puerto del Rosario cuatro días antes, fueron trasladados en vehículos de la Policía Nacional desde la nave del recinto portuario a la destinada al sector primario.

El motivo es que había que dejar hueco para los inmigrantes que ese mismo jueves por la tarde llegaron al muelle de Puerto del Rosario, en la Salvamar Mízar después de que fueran detectados en una lancha neumática a 59 kilómetros al sureste de Fuerteventura.

En estos momentos, la nave del recinto portuario permanece vacía, como recurso de emergencia por si, en los próximos días, llegara una nueva patera a las costas de Fuerteventura.

Los inmigrantes que han llegado a Fuerteventura en patera en los últimos meses se encuentran repartidos en albergues y pisos a cargo de Cruz Roja y Misión Cristiana Moderna.

Comentarios