jueves 21.11.2019

Un sencillo tratamiento aumenta el éxito del embarazo según Jan Tesarik

Además de aumentar el éxito de los embarazos, la hormona GnRHa también mejora la función de los ovarios y la capacidad del útero a acoger a los embriones. Este tratamiento, sencillo, económico y sin efectos secundarios, ayuda en todos los casos de reproducción asistida e, incluso, en ciclos naturales en casos de infertilidad inexplicada
/COMUNICAE/

Además de aumentar el éxito de los embarazos, la hormona GnRHa también mejora la función de los ovarios y la capacidad del útero a acoger a los embriones. Este tratamiento, sencillo, económico y sin efectos secundarios, ayuda en todos los casos de reproducción asistida e, incluso, en ciclos naturales en casos de infertilidad inexplicada

 

Un sencillo tratamiento, basado en la hormona GnRHa, aumenta el éxito del embarazo, tanto en todos los casos de reproducción asistida como en ciclos naturales en casos de infertilidad inexplicada.

En el último número de la revista European Journal of Obstetrics & Gynecology and Reproductive Biology, un equipo multinacional (Vietnam, Australia y Bélgica) analiza 20 estudios (5.497 pacientes) publicados sobre el tema. Sus conclusiones confirman los primeros resultados obtenidos por el doctor Jan Tesarik hace 15 años, basados en determinados protocolos asociados al uso de la hormona GnRHa para mejorar el éxito de los embarazos, publicados en la revista Human Reproduction.

La mayoría de los estudios sugieren que pacientes sometidos a ciertos protocolos de reproducción asistida pueden aprovechar el tratamiento mejor que otros, sin embargo los últimos resultados del equipo del doctor Tesarik indican que la hormona GnRHa ayuda en todos los casos de reproducción asistida, e incluso en ciclos naturales en casos de infertilidad inexplicada.

Según Jan Tesarik, médico-científico granadino y coordinador de numerosos proyectos de investigación de la clínica MARGen y de varios centros de investigación internacionales, “inicialmente creíamos que la hormona GnRHa actúa únicamente aumentando la vitalidad de los embriones recién implantados. Sin embargo, resultados posteriores han demostrado que, además de esta acción, la hormona también mejora la función de los ovarios y la capacidad del útero a acoger a los embriones”.

El estudio recién publicado confirma estas conclusiones y según el doctor Tesarik “aunque es probable que este tratamiento no sería indispensable para todas pacientes tratadas por la reproducción asistida, su relativamente bajo precio, la facilidad de aplicación y la ausencia de efectos secundarios justifica su utilización no sólo en casos de reproducción asistida, sino también en ciclos naturales en casos de infertilidad inexplicada”.

MediaKit

Fuente Comunicae

Comentarios