martes 15.10.2019
NUEVOS INVENTOS

Cualquier idea es buena para la seguridad automovilística en la sillita del bebé

Antes primaba la concentración del conductor y ahora la seguridad de los pequeños. Por eso empresas y particulares crean diseños innovadores para mejorar las sillitas de los niños

El diseño de Volvo en el que el asiento del copiloto se sustituye por la silla del bebé | Twitter @Todayshow
El diseño de Volvo en el que el asiento del copiloto se sustituye por la silla del bebé | Twitter @Todayshow

La seguridad de los pequeños es algo muy importante a la hora de elegir un coche y las sillitas para él. Por eso algunas empresas automovilísticas se han centrado en el elemento seguridad.

Un invento que apareció en 1930 para evitar que el movimiento de los niños distrajera a los conductores. Con el tiempo ya no importaba tanto eso, sino la seguridad de los mismos y empresas y particulares se han puesto manos a la obra para que cada vez sea más seguro viajar en automóvil.

Los reglamentos establecen que el bebé o el menor que mida menos de 135 cm, deberá ir en una silla homologada en los asientos traseros. En algunas ocasiones las normativas marcan que debe ir, además, en sentido contrario a la marcha, lo que dificulta que, si el conductor está solo, pueda vigilar al pequeño. Y en caso de que el asiento vaya a favor de la marcha, sigue estando en la parte trasera, con lo que el conductor tendría que darse la vuelta para verle.

Volvo ha pensado en todo ello y ha diseñado un modelo de coche en el que sustituye el asiento del copiloto por una silla de bebé. El modelo se llama XC90 y lo ha bautizado como Excellence Child Seat Concept. Es un asiento ergonómico que tiene todas las comodidades para el bebé, incluyendo un apartamento para guardar sus utensilios. El problema de este modelo es que es de alta gama por lo que no todas las familias podrán permitírselo.

Captura de pantalla 2015-07-25 a la(s) 14.32.48

Corría 2012 cuando Juan Manuel Rodrigo, un vallisoletano, inventaba una sillita de bebés integrado en el coche, para que no haya necesidad de instalar ni el alzador ni diferentes sillas según la edad y estatura de los pequeños. Consiste en una silla ‘cinco en uno’ y su idea era que fuese de serie en los automóviles. Está compuesto de una serie de estructuras que se van modificando a la par que crece el niño. La parte de abajo se transforma en un capazo en forma de huevo con cinturones y arneses. Con esos cinturones y arneses se regula la sillita hasta que el pequeño alcance el metro y medio. Fue un gran invento presentado en la Feria Internacional de Inventos de aquel año y Juan Manuel lo presentó a diferentes centros de investigación para que comprasen su patente.

Según el reglamento de circulación que ha sido modificado en una de las reuniones del Consejo de Ministros de julio, pautan que “los sistemas de retención infantil se tendrán que instalar obligatoriamente conforme a las instrucciones facilitadas por el fabricante”, en relación a colocarlos en sentido a favor o en contra de la marcha. Y ya no los menores de 12 años como era antes, sino los menores de edad que no lleguen a la altura mínima deberán ir en los asientos traseros. También se introduce un cambio en el reglamento de cinturones y la obligatoriedad de esos asientos que entrará en vigor el 1 de octubre de este año.

Por su lado, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) desconoce estos nuevos inventos. “No disponemos de esa información y, por tanto, no podemos hablar de ello con rigor”, comentan a Estrelladigital.es.

Volvo ha tenido una gran idea y lo positivo de ello es que otras marcas imiten su diseño y sea más asequible para todas las familias.

Cualquier idea es buena para la seguridad automovilística en la sillita del bebé
Comentarios