martes 27/7/21

Cómo elegir un plato de ducha de calidad

La tendencia en baños está dirigida desde hace ya unos años a la sustitución de la bañera tradicional por los modernos platos de ducha. El resultado son estancias más funcionales, la ganancia de espacio y el ahorro de agua. Sin embargo, no son pocos consumidores los que se decantan por este elemento, pero se preguntan cómo elegir el mejor plato de ducha para su hogar

baño

Antes de elegir un plato de ducha para baño, lo primero que hay que pensar es en las necesidades que se desean cubrir y el espacio disponible. Si se posee un baño pequeño, entonces con más motivo habrá que elegir el plato de ducha antes que la bañera o pensar en sustituirlo en caso de que ya esté instalada.

Por otro lado, si toca hacer reformas en esta estancia del hogar, también se deberá pensar en el futuro. Los platos de ducha son mucho más funcionales y más seguros a medida que se van cumpliendo años, pues no hay que salvar ninguna barrera arquitectónica a la hora del aseo.

Consejos a la hora de comprar un plato de ducha

Cada cliente tiene sus gustos y preferencias y busca cualidades diferentes: Resistencia, durabilidad, facilidad de limpieza… Un tipo de plato de ducha barato que reúne todas estas características son los fabricados a partir de resina. En el enlace señalado en este mismo párrafo se puede acceder a una amplia selección de estos tipos, a precios muy competitivos y de gran calidad.

Características de un plato de ducha de resina de calidad

Un plato de ducha de resina de calidad debe reunir las características que se enumeran a continuación.

En primer lugar, la capa exterior debe ser de gel coat, que es el elemento que hace el resultado estético final sea mucho más bonito y que, además, le aporte características antibacterianas saludables para los usuarios.

En segundo lugar, el plato de ducha debe ser macizo, hay que cuidar este detalle, la mayoría de ellos no lo son para ahorrar costes. Y es que, los macizos garantizan una mayor durabilidad y presenta otras características ventajosas, como que se pueden cortar. En este sentido, también es conveniente que sea tintado en masa, pues al tintarse de este modo, al cortarse se ve del mismo color que la capa exterior que lleva la capa de gel coat.

En relación al grosor, los platos de ducha de resina son platos extraplanos, pero en caso de ser demasiado finos, la mayoría de veces para ahorrar costes, se vuelven más frágiles. Suelen estar entre los 2 y 3 cm de grosor, siendo los de ducha.es, la página referente en el sector, de 3cm de grosor, lo que los convierte en uno de los más resistentes del mercado.

Por último, cabe destacar la importancia de que sean antideslizante, siendo el nivel C3 el máximo del mercado y el que poseen los platos de ducha.es, la web de referencia en estos objetos.

Es muy importante que estos elementos cuenten con las características que se acaban de citar para que su calidad sea excelente y procuren un servicio óptimo a sus propietarios. Todos los platos de ducha que se encuentran en la web ducha.es, a la que se puede acceder haciendo clic en los enlaces señalados en este artículo, poseen todas esas características. Una virtud apreciada por los clientes y usuarios que no dudan en adquirir en este site los platos de ducha.

Se trata por tanto de platos de la máxima calidad existentes en el mercado actual. Sin embargo, eso no es todo. Al trabajar directamente con fabrica tienen unos costes de producción muy ajustados, por lo que pueden ofrecer precios muy competitivos. Tanto es así que tienen en vigor una campaña de mejor precio garantizado, por lo que en caso de que el cliente encuentre un plato de ducha más barato, le devuelven el doble de la diferencia.

La forma y el tamaño son importantes

Además de tener en cuenta el material en el que se ha fabricado el plato de ducha, un aspecto de gran importancia es conocer las dimensiones del baño. Los platos de ducha se pueden adquirir en diferentes tamaños, como cabe suponer. Para un aseo pequeño, es más conveniente optar por medidas más pequeñas.

Sin embargo, si se dispone de más espacio, lo más aconsejable serán los rectangulares con texturas estilo piedra pizarra que quedan realmente bien en estancias espaciosas. En caso de duda, lo mejor será dejarse asesorar por los expertos de ducha.es.

Otros tipos de platos de ducha

En el mercado se localizan estos elementos del cuarto de aseo hecho con otros materiales, como pueden ser el acrílico o la cerámica.

Los platos de ducha acrílicos con más económicos que los de resina y los de porcelana, pero presenta alguna desventaja a largo plazo. Aunque son bastante fuertes, el color tiende a perderse y no son de tan alta calidad como los de resina.

Los platos de ducha de cerámica o porcelana son pesados y fríos. Por estos motivos, de entre los más habituales y demandados en este mercado, destacan los platos de resina, ya que son más resistentes y cálidos. A la hora de comprarlo, hay que asegurarse que sea macizo, con las propiedades antibacterianas debidas y que sea, en definitiva, de buena calidad, como los que comercializa la página web ducha.es.

Comentarios