Jueves 18.10.2018
Congreso Europeo

¿Estamos venciendo a la Hepatitis C?

El Congreso Europeo sobre Enfermedades Hepáticas, que se celebra en en París ofrece datos sobre los resultados europeos contra la enfermedad

Afectados por la hepatitis C se manifiestan en Madrid.
Afectados por la hepatitis C se manifiestan en Madrid.

A pesar del acceso a los sistemas de salud de todos los pacientes – se han eliminado muchas restricciones a las terapias-  con virus de la hepatitis C, incluso los menos graves, y a pesar del uso de medicamentos que actúan y curan en solo 8 semanas, en lugar de doce, con una eficacia muy alta, no todos los países europeos logran detener la enfermedad.

El objetivo que la Organización Mundial de la Salud ha establecido para 2030 es la erradicación definitiva de la enfermedad. Según las investigaciones presentadas en el Congreso estamos solo en una fase definida de "progreso".

Pocos exámenes de detección y, por lo tanto, diagnóstico, y pocos pacientes tratados sugieren los expertos que llaman la atención sobre las llamadas poblaciones en riesgo, presos, usuarios dedrogas inyectables, trabajadoras sexuales y HSH (hombres que tienen sexo con hombres).

Para estar en el camino correcto de la erradicación, un país debe tratar al menos al 7% de los infectados cada año y no tener restricciones de acceso. Según los datos presentados en París, España estaría en la cabeza del tratamiento, junto a Suzia presenta un tratamiento del 10% anual; encabeza la clasificación Islandia (54%, aunque son pocos afectados), Georgia (13%) y Holanda (12%). Sorprendentemente, por detrás de España se encuentran Francia (8%) e Italia (4%).

El estudio estadounidense presentado en París, por Homie Razavi y Sarah Robbins, del Centro Lafayette para la Fundación de Análisis de Enfermedades, aún dibuja una Europa de varias velocidades.

Por un lado, países con un gran número de pacientes donde solo se trató el 1% de los infectados, como Turquía, Bulgaria, Croacia, Grecia, Rusia y Eslovaquia,  otros países donde los números continúan creciendo, pero también los que retrocedieron temporalmente. , como Alemania, que de un año a otro no ha logrado curar el porcentaje requerido de pacientes.

Y esto porque, los exámenes de detección no están muy extendidos y se identifican pocos pacientes con infección por Hepatitis C.

"Muchos países europeos están en el camino correcto", señala Razavi, "pero se deben organizar pruebas de rutina en prisión, servicios dedicados para drogadictos y trabajadores sexuales, y sobre todo, una mayor conciencia entre los médicos, incluidos los de la familia, que deberían proponer la prueba a aquellos considerados en riesgo de infección ".

A fines del año pasado, muchos países europeos prometieron implementar programas para eliminar la hepatitis C antes de 2030, incluidos Gran Bretaña, Irlanda, Noruega y Suecia. En 2017, por ejemplo, Gran Bretaña trató al 6% de los infectados (alrededor de 10,000 de los 163,500 estimados), pero anticipó el objetivo de erradicación por cinco años, hasta 2025. España y Suiza eliminaron las restricciones de acceso a terapia, un hecho particularmente importante dado que España, en la zona euro, tiene un número muy elevado de infecciones.

El virus de la Hepatitis c puede cambiar sutilmente.Puede dañar los riñones y el páncreas y causa inflamación crónica. Esta es la razón por la cual la idea es evaluar a todos aquellos con enfermedades crónicas degenerativas: diabéticos, aquellos con daño renal, hipertensos, pacientes cardíacos. Todos podrían ser patologías relacionadas con la Hepatitis C.

Comentarios