lunes 17/1/22

Crear una tienda online es una de las mejores formas de expandir el alcance de tu negocio sin necesidad de invertir demasiado en infraestructura. Una tienda online puede multiplicar tus ventas si tienes una tienda física, o puede ser una excelente forma de embarcarte en el mundo de los negocios si es la primera vez que inicias tu propio recorrido en el ámbito empresarial.

Las tiendas online tienen la gran ventaja de permitirte interpelar a un gran número de personas en todo el mundo. Tal vez no tengas suficientes clientes para convertir tu tienda en una gran empresa si simplemente abarcas a las personas que pasan por una calle peatonal o sus alrededores. Sin embargo, internet es una puerta de acceso que te permite conectar con clientes potenciales de todo el mundo, lo que puede multiplicar tus ingresos en muy poco tiempo si eres capaz de aprovechar esa oportunidad.

1. No es necesario que tengas experiencia en diseño web

Si quieres crear páginas web, ya no es necesario saber programación HTML ni contratar a un profesional que haga el trabajo por nosotros. Hay una amplia variedad de plataformas que te permiten acceder a los servicios automatizados de creación de páginas web y de tiendas online aptos para todo tipo de personas, incluso quienes no tienen ningún conocimiento informático de desarrollo web.

Estas plataformas cuentan con diferentes diseños ya hechos que puedes implementar en tu web o en tu tienda online, y luego simplemente modificarlos para que queden a tu gusto y se adecuen completamente al tipo de negocio que tienes.

2. La sencillez tiene más valor que la complejidad

Cuando tú haces una búsqueda en internet, seguramente agradeces las páginas web donde puedes encontrar lo que estás buscando de forma rápida y clara. Por eso tú también deberías intentar que tu tienda online sea sencilla, diáfana, y que permita encontrar fácilmente lo que cada cliente está buscando en ella.

También es importante que especialices tu tienda online en un conjunto reducido de productos o de tipos de productos, y que luego la vayas ampliando a medida que vayas teniendo más éxito. Por supuesto tiendas como Amazon te permiten comprar prácticamente cualquier cosa, pero recuerda que Amazon empezó únicamente vendiendo libros, y fue a partir de este éxito que comenzó a incorporar otros productos.

3. Conecta tu tienda online con pasarelas de pago digitales

Pocas personas podrán utilizar tu tienda online si solo ofreces 1 o dos métodos de pago que además no son muy populares o no son muy conocidos. Piensa en qué es lo que tú buscas cuando realizas una compra en internet. Probablemente utilizas tu tarjeta de crédito, o gestores de pago muy extendidos como PayPal. Estos son los métodos de pago que deberías tener, y puedes conseguirlos fácilmente asociándote con distintas pasarelas de pago digitales.

Es recomendable que evites gestores de pago menos conocidos, o que simplemente los introduzcas como alternativa a los más populares.  Pese a que a veces sus condiciones pueden ser óptimas para ti, realmente no quieres depender de gestores de pago que no usa nadie.

4. La automatización es la clave para el crecimiento

Si tu tienda online está funcionando bien, probablemente empezarás a recibir un gran volumen de pedidos. Esto sin duda es una buena noticia, pero también puede ser un problema si sigues utilizando métodos manuales para recibir los pedidos y gestionarlos.

La escalabilidad de tu empresa dependerá en buena medida de la capacidad que tengas para automatizar procesos como la recepción de pedidos, la gestión de pagos y la gestión de tu inventario. Puedes prevenir esto implementando soluciones de automatización que te permitan escalar tu negocio desde el primer minuto. Cuanto antes las implementes más fácil te resultará utilizarlas en lo sucesivo, y mayor capacidad de crecimiento tendrás.

5. Analiza el ‘big data’ y actúa en consecuencia

Siempre que se abra una tienda online, el horizonte que tenemos ante nosotros está repleta de incógnitas. ¿Qué productos funcionarán mejor? ¿Cuál será la mejor manera de captar clientes? Todo esto solo podremos irlo sabiendo a medida que pase el tiempo.

Cuando ya tengas el suficiente recorrido, sin embargo, todos estos datos se irán acumulando en tu tienda online, y te permitirán saber cuáles son las cosas que funcionan mejor y cuáles no. De esta manera, puedes utilizar el ‘big data’ para optimizar el rendimiento de tu tienda online, y hacer que sea más eficiente y más rentable a medida que pasa el tiempo.

Recuerda que una tienda online no se construye en un día

Aunque puedes tener la estructura de tu tienda online lista y funcionando en solo unas horas, el proceso de convertirla en una tienda realmente exitosa te tomará bastante más tiempo. La publicidad, la fidelización de tus clientes y un largo proceso de optimizaciones te esperan en un recorrido donde, si tienes la paciencia suficiente, puedes tener un gran éxito económico y profesional.

Cinco aspectos que debes tener en cuenta para crear tu propia tienda online
Comentarios