jueves 17.10.2019
VíDEO

Messi acepta el reto de Eros Ramazzotti y mete el gol más difícil de su vida

La Pulga dejó con la boca abierta al cantante italiano con un golpeo con un efecto endiablado al alcance de muy pocos

Messi dejó a Eros Ramazzotti con la boca abierta.
Messi dejó a Eros Ramazzotti con la boca abierta.

Lionel Messi no deja de sorprender a todos los aficionados al fútbol. El argentino lleva más de 500 goles a lo largo de su carrera y un porcentaje muy alto de ellos fueron auténticas obras de arte. Su golazo maradoniano frente al Getafe, su tanto en la última final de Copa frente al Athletic, sus lanzamientos perfectos de falta o sus anotaciones en el Bernabéu ponen el listón muy alto, pero él siempre se supera.

De hecho, tras la polémica que se creó con su penalti a lo Cruyff frente al Celta de Vigo, Messi marcó su gol más complicado en un entrenamiento. Eros Ramazzotti acudió al ensayo del Barça para compartir un rato agradable con Busquets, Iniesta, Luis Enrique y La Pulga. Todos se pusieron a dar toques con el cantante, pero el italiano propuso un curioso reto.

A Eros se le ocurrió que Messi podía meter el balón en la portería desde una posición más que inverosímil. El futbolista dijo que eso era “muy difícil”, pero finalmente se atrevió a lanzar sobre la marcha varios metros por detrás de la portería. El balón cogió un efecto perfecto y entro por el arco tal y como le pidió el cantante.

Todos alucinaron con la calidad del ‘10’ y Eros Ramazzotti le cogió a hombros para celebrar el tanto. Luis Enrique tampoco daba crédito con el lanzamiento de su estrella y gritó “se acabó” y “es muy fuerte”, mientras que el resto de integrantes del rondo se reían y aplaudían al goleador.

Finalmente, el cantante habló con el técnico en italiano y bromeó sobre lo “pequeñito” que es Messi, pese al gran futbolista que lleva dentro. Anteriormente, Messi ya había subido vídeos de sus goles por detrás de la portería, pero desde mucho más cerca y beneficiándose del bote del balón. El mejor futbolista del mundo de fútbol sala, el portugués Ricardinho, ya tiene un duro competidor en este tipo de genialidades.

Comentarios