ATH 0-0 RMA

El Madrid se estrella en San Mamés

Empata ante el Athletic Club de Bilbao y se queda a 8 puntos del FC Barcelona

Jugada del encuentro Real Madrid-Athletic Club. | Laliga
Jugada del encuentro Real Madrid-Athletic Club. | Laliga
El Madrid se estrella en San Mamés

En el fútbol se sale a ganar, pero para eso hay que marcar. Y eso parece que al Madrid se le ha olvidado. Ya no golea como antes, aunque salga con el once que hace 128 días realizaba una exhibición ante la Juventus de Turín en un encuentro que le dio la duodécima ‘orejona’. Jugaron los mismos, pero la puntería y las ganas se han esfumado.

No lo intentó mucho el Madrid, pero tampoco lo hizo el Athletic. Fue un partido de idas y venidas donde ambos se jugaban una vida. El Madrid de Zidane llegó con la clasificación como objetivo; su única opción: ganar para no volver a dejar escapar a los de arriba. Al otro lado del campo, un ‘Kuko’ Ziganda contra las cuerdas tras su mala gestión en la Copa ante el Formentera. Al final la suerte cayó para uno de los dos.

Las oportunidades se hicieron esperar diez minutos; a partir de ahí, fueron llegando en ambas porterías, pero muchas de ellas sin peligro alguno. Una clara para cada equipo. La primera la tuvo Benzema, cuyo tiro a pase de Isco acaba golpeando el poste de la portería de Kepa. Iñaki Williams pudo anotar para su equipo, pero su tiro lo desvió Keylor Navas con una parada espectacular. Duelo con morbo en La Catedral ante una posible salida del guardameta bilbaíno camino al Bernabéu.

La falta de precisión y la lluvia fueron las protagonistas de la segunda mitad. Ninguno de los dos jugó bien. El Athletic no aprovechó sus ofensivas y, si las tuvo, ahí estaba Keylor para aportar las paradas a su equipo. Enfrente, un Madrid cuyos nervios comenzaron a aumentar a medida que pasaban los minutos.

Ni Cristiano, ni Benzema, ni Isco…daba igual cual de ellos cogiese el balón, o Kepa o los palos se oponían a que el balón entrase en la portería rival. Nada pudieron hacer y así se quedó, en un empate que aleja al Real Madrid de los primeros de la Liga y les coloca en un cuarto puesto, a ocho del Barcelona.