miércoles 03.06.2020

Sánchez inicia con Casado su ronda de reuniones sobre situación en Cataluña

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, se encuentra ya reunido con el líder del PP, Pablo Casado, en la Moncloa, en el primero de los encuentros que va a mantener esta jornada con los responsables de la oposición para abordar la situación en Cataluña

Sánchez inicia con Casado su ronda de reuniones sobre situación en Cataluña

Tras Casado, Sánchez se reunirá con el líder de Podemos, Pablo Iglesias, y con el de Ciudadanos, Albert Rivera, con los que analizará la situación en Cataluña tras la cadena de disturbios en distintos puntos de esta comunidad con motivo de las protestas contra la sentencia del "procés".

Con semblante muy serio han posado Sánchez y Casado ante los medios gráficos antes de iniciar la reunión, después de que el presidente en funciones haya recibido con un apretón de manos al líder del PP en las escaleras del Palacio de La Moncloa.

"Firme y rotunda condena a la violencia que busca romper la convivencia en Cataluña", ha señalado Sánchez en un mensaje en Twitter en el que anuncia sus reuniones con los líderes de PP, Cs y Podemos "para transmitirles la determinación del Gobierno de garantizar la seguridad, con firmeza, proporcionalidad y unidad".

El Gobierno ha insistido este miércoles, como subrayó anoche, que "una minoría está queriendo imponer la violencia en Cataluña y quebrar la convivencia".

"El independentismo tiene que condenar firmemente esa violencia", recalcan desde Moncloa, que insiste en que éste "no es un movimiento ciudadano pacífico, sino coordinado por grupos extremistas que utilizan la violencia en la calle para romper la convivencia en Cataluña".

Por su parte, Casado ya reclamó anoche a Sánchez que aplique la Ley de Seguridad Nacional para tomar el control de los Mossos d'Esquadra, coordinar todas las fuerzas policiales en Cataluña y evitar así "instrucciones ilegales de los mandos políticos".

Esta reclamación forma parte de una batería de más de una decena de medidas que el PP quiere poner sobre la mesa, que incluyen la aplicación de esta y otras leyes ya en vigor, como la de partidos políticos si la violencia fuera "grave e institucionalizada" para ilegalizar las organizaciones políticas que promueven actos violentos.

También impulsar reformas legislativas como la de la ley del indulto para prohibirlos en caso de sedición o rebelión, y varios cambios en el Código Penal para incluir los delitos de referéndum ilegal y rebelión impropia, así como el cumplimiento íntegro de las penas para los condenados por rebelión y sedición. 



Comentarios