Lunes 17.06.2019

El inspector del Banco de España defiende la salida a bolsa de Bankia pese al error

El inspector del Banco de España José Antonio Casaus ha defendido hoy con vehemencia la labor del organismo en la salida a Bolsa de la entidad que, aunque en su opinión "fue un error", se hizo "con toda la buena intención y pensando en los ciudadanos"

Casaus, que ha declarado hoy como testigo durante siete horas y media en el juicio por la salida a Bolsa, ha defendido a los que han sido sus compañeros en el organismo durante 22 años, que en todo momento "trabajaron pensando en los ciudadanos, algunos trabajando 50 horas semanales y guardias de fin de semana".

También ha querido mostrar su agradecimiento y reconocimiento públicos a algunos de ellos, que en algún momento de la instrucción del caso fueron declarados investigados -lo que antes se conocía como imputados-.

En concreto, se ha referido a los ex-subgobernadores Fernando Restoy y Javier Aríztegui, al exdirector de Supervisión Mariano Herrera, y a Pedro Comín, que fue jefe del grupo de inspectores que supervisó a BFA-Bankia.

Su apoyo incondicional a todos ellos no ha sido óbice para que haya reiterado que sacar Bankia a bolsa fue un error, "lo mismo que han señalado el exministro de Economía Luis de Guindos o el expresidente de BBVA Francisco González ante esta misma sala".

Bankia, ha explicado, "no podía vender presente y se dedicó a vender futuro", lo que fue "una decisión precipitada aunque hecha con toda la buena intención", cuyo objetivo era "cumplir con los nuevos requisitos de capital a los que obligaban los decretos aprobados por el Gobierno, y que elevaban el listón según si se cotizaba o no en Bolsa".

No ha querido entrar a valorar si el contenido del folleto de la salida a Bolsa incluía el detalle de las valoraciones de activos, que en su opinión la entidad ajustó a la baja, "otra cosa es que eso fuera suficiente.

El folleto es algo "que nadie lee"; en este caso concreto, ese "trabajo impagable, porque el documento tenía 400 páginas" recayó en su colega Pedro Bravo.

En todo caso, Bankia era una entidad con problemas y prueba de ello, ha destacado, es que tuvo que reformular sus cuentas, y "¿cuantas entidades tuvieron que hacer lo mismo, si todas estaban expuestas al mismo entorno? Respuesta: ninguna".

La declaración de Casaus concluirá mañana a las 10:00 horas, cuando finalicen su interrogatorio las defensas que no han podido intervenir hoy; tras Casaus, está previsto que declare el exdirector de Supervisión del Banco de España Jerónimo Martínez Tello. 

Comentarios