miércoles 8/12/21
LA MAYORÍA NO SUPERA LOS 14 AÑOS

Ask.fm, la red que obsesiona a los adolescentes

Nació para resolver las curiosidades de los usuarios sin revelar su identidad, pero el poder que da el anonimato provoca cruces de amenazas e insultos y un coladero para los pederastas

ask.fm
Comentarios de jóvenes en Ask.fm.

"Voy a hacer que te cierren la cuenta de Twitter por puta!"; "Puta, te has quedado más sola que la una, eso te pasa por imbécil"; "En la foto esa te daba por el culo''. Éstos son sólo algunos de los millones de comentarios que los adolescentes, de forma anónima, escriben en plataformas como Ask.fm y Yodel. Este tipo de redes sociales, que ya comienzan a ser muy criticadas por los padres, permite a los usuarios decir lo que quieran sin que se sepa su identidad.

Ask.fm, una red social que suena más a una emisora de radio, se ha convertido en una de las más utilizadas con más de 70 millones de usuarios que apenas superan los 14 años. De hecho, la edad mínima para registrarse está en tan sólo 13. La página web nació el 16 de junio de 2011 con un propósito muy claro: "satisfacer la curiosidad de los usuarios sin necesidad de revelar tu identidad". Pero esta premisa deja muchos vacíos que han aprovechado a la perfección acosadores e incluso pedófilos de medio mundo.

"Suicídate, córtate y bebe lejía"

El arma del anonimato puede llegar a ser destructiva. Éste fue el caso de Hannah Smith, una niña británica de 14 años que terminó quitándose la vida por los mensajes vejatorios y amenazadores que se publicaban de ella en la plataforma Ask.fm. Tras meses de sufrimiento, puso fin a su calvario en agosto de 2013. Todo comenzó cuando la joven acudió a Ask.fm, una web de preguntas y respuestas, para pedir consejo sobre cómo tratar un eccema en la piel, según cuentan los medios británicos. Después, usuarios anónimos se dedicaron a decirle que “se suicidase, se cortase, y bebiese lejía”, en un ciberacoso que se fue haciendo cada día más duro de soportar hasta su trágica muerte. Tras su muerte, la sociedad inglesa realizó una petición online con más de 13.000 firmas para que el Gobierno actuase contra los acosadores y no quedaran impunes. Los creadores de la red social decidieron tomar medidas ante estos hechos e implantaron a comienzo del 2014 un sistema para denunciar comentarios y la posibilidad de bloquear usuarios. 

Aunque las nuevas 'reglas' de la plataforma cohíban más a los acosadores, no han desaparecido. El miedo de muchos usuarios a denunciar el acoso por temor a más represalias sigue dando 'manga ancha' a este tipo de actitudes. El de Hannah es el único suicidio que se ha podido atribuir a la influencia de Ask.fm, pero hay otros cuatros casos de suicidio de menores sobre los que pesa la sospecha de que esta red social favoreciera a que el trágico hecho sucediera al final. La posibilidad de alargar el acoso escolar fuera de las horas lectivas hacen de las nuevas tecnologías la peor pesadilla para muchos adolescentes y niños.

Pedofilia

No sólo los acosadores son los 'beneficiarios' de este anonimato. Los pedófilos han encontrado un lugar perfecto para seducir a los menores. Con un rápido repaso a la plataforma, se pueden encontrar multitud de cuentas en las que los jóvenes contestan a preguntas sexuales sin ningún tipo de pudor. Preguntas anónimas como: "¿eres virgen?" o "¿a qué edad la perdiste?", son contestadas por los jóvenes de forma desinhibida. Además de estos comentarios, muchos de estos usuarios menores de edad suben a su muro fotos que pueden ser susceptibles de ser utilizadas por pedófilos, sin que ellos lo sepan. 

"¿Eres virgen?, ¿a qué edad la perdiste?"

Por este motivo, nació la plataforma Padres 2.0 que es la única organización en España que ofrece un tratamiento integral frente a los riesgos derivados de las nuevas tecnologías (TIC): prevención, sensibilización, formación, mediación y asistencia psicológica y jurídica. María Sánchez, directora de la línea de ayuda de Padres 2.0 cree que la sociedad "aun no está concienciada" de los peligros que tienen las nuevas tecnologías. Achaca este hecho a la "poca información" que tienen los padres y a la "falta de asociaciones" que defiendan y protejan al adolescente en Internet.

María y el resto de personas que forman la ONG se encargan de calificar los problemas que llegan a su correo electrónico en "gravedad media" o "gravedad alta". Después de analizar y estudiar el caso toman las medidas oportunas. Un servicio de psicólogos y de abogados velan por la salud mental de los acosados y por sus derechos legales. La directora de la línea afirma que los casos de pedofilia en la red son "más frecuentes de lo que nos pensamos". De hecho, comenta que los últimos días han recomendado a la familia de un menor, que creía tener una novia por internet y que al final resultó ser un hombre adulto, denunciar el caso ante los tribunales.

La novedad del GPS

El INCIBE (Instituto nacional de ciberseguridad) advierte que otra aplicación como Yodel está comenzando a hacer furor entre los universitarios españoles. La gran novedad de la plataforma viene dada por la utilización del Gps del móvil. La app tiene un funcionamiento similar al del Ask.fm, pero con la salvedad de que sólo podrás leer comentarios de personas que se encuentren a un máximo de 10 kilómetros a la redonda. A través de su página web, Yodel publica la conducta que deben seguir sus usuarios, entre los que destaca la prohibición del acoso e intimidación. A pesar de las advertencias y amparados en una falsa sensación de anonimato, algunos usuarios realizan acciones, que no sólo no cumplen con las condiciones del servicio, sino que cometen acciones denunciables ante las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, y que en función del tipo, puede estar castigadas hasta con penas de prisión.

Lo que no saben muchos usuarios es que su anonimato es algo 'ficticio'. El registro del dispositivo y la aceptación del usuario de cualquier actividad que se produzca en su cuenta son dos factores claves para desenmascarar al que intente hacer un uso fraudulento de la app. A pesar de las normas impuestas por la red social, son muchos los usuarios que a través de foros advierten de los riesgos que trae la utilización de la misma. 

Las publicidades, cómplices en el silencio

Como cualquier página web, el sustento y la financiación de la misma se hace a través de los anunciantes. Por este motivo, son muchos los que señalan a las publicidades como culpables en la sombra. Una cadena de hoteles, una conocida franquicia de dentistas y un desinfectante del hogar son algunos de los que posibilitan que casos de ciberacoso y pedofilia se estén produciendo actualmente. En Reino Unido, algunas empresas como Specsavers, Vodafone y Save The Children decidieron retirar el apoyo a Ask.fm tras el trágico suicidio de Hannah Smith.

Whatsapp y Facebook, en el ojo del huracán

Son las aplicaciones más populares por jóvenes y no tan jóvenes. Desde la FAPA (Federación de asociaciones de padres de alumnos de Madrid) advierten que la mensajería instantánea es el método más utilizado por los acosadores en el colegio. La posibilidad de grabar vídeos vejatorios o difundir fotos ridiculizando a la víctima a tiempo real son los 'atractivos' de una aplicación, que trae de cabeza a muchos padres y madres que en muchas ocasiones "no saben" los problemas de su hijo. Facebook, por su parte, aunque no permite verter comentarios de una forma anónima, si permite hacerlo desde un perfil falso. Y es que las facilidades para crear una cuenta en cualquier red social "son demasiadas" para los adolescentes.

Lo mejor para evitar este tipo de situaciones es la educación. La Policía y asociaciones como Padres 2.0 están impartiendo charlas en los colegios e institutos españoles para advertir y alertar del uso de las redes sociales. Sobre todo, hacen hincapié en que nadie es anónimo y que, llegado el momento, siempre podrán ser identificados por las Fuerzas de Seguridad del Estado. 

Comentarios