sábado 12/6/21

¿Qué estrategias de comida a domicilio han implementado los restaurantes por el Covid-19?

La pandemia del coronavirus ha obligado a los restaurantes a extremar las precauciones en todos los sentidos

merendola

Sin duda alguna, la crisis sanitaria generada por el Covid-19 ha provocado una gran transformación en el sector de la hostelería, el cual ha tenido que establecer un estricto protocolo de actuación. En algunas comunidades autónomas, la mayoría de los restaurantes permanecen cerrados al público, sin embargo, cada vez son más los negocios de hostelería que apuestan por reanudar los servicios de comida a domicilio.

Y es que pedir comida para que la traigan a casa está permitido durante el estado de alarma, por lo que muchos restaurantes han decidido volver al trabajo con la intención de satisfacer a los clientes. Eso sí, el servicio de comida a domicilio debe estar controlado en todo momento, para que cumpla con las medidas de seguridad e higiene establecidas por el Ministerio de Sanidad.

Por ello, algunos restaurantes se han modernizado implementando estrategias de comida a domicilio que permiten reanudar la actividad. Un claro ejemplo de ello, lo encontramos en el restaurante sidrería Couzapin en Madrid, uno de los mejores restaurantes asturianos de la capital que ha extremado las precauciones al máximo, tanto en la elaboración de los platos, como en la entrega de los pedidos.

Servicio de comida a domicilio durante el estado de alarma

Como ya se ha comentado anteriormente, durante el estado de alarma, los usuarios pueden hacer pedidos a domicilio en aquellos restaurantes que han decidido abrir sus puertas. Para ello, estos negocios del sector de la hostelería han tenido que aplicar una serie de medidas de seguridad e higiene en el proceso de preparación de los pedidos -manipulación, cocinado, etcétera-.

Por supuesto, los empleados que presentan síntomas relacionados con el coronavirus no pueden acudir al centro de trabajo -deben notificarlo a la empresa-, mientras que los que están en condiciones de desempeñar sus funciones, tienen que adoptar unas precauciones bastante estrictas. Desde el Ministerio de Sanidad, recomiendan utilizar mascarilla y guantes, además de mantener una distancia de entre uno y dos metros.

Por otro lado, los trabajadores deben cumplir con una serie de medidas higiénicas, las cuales tienen que ver con el lavado de manos y la aplicación de gel hidroalcohólico. Unas medidas de limpieza que también se deben aplicar en las superficies, herramientas y maquinarias que intervienen durante el proceso de preparación del pedido -utilizando productos desinfectantes-.

Medidas de seguridad en el reparto de comida a domicilio

Los repartidores de comida a domicilio juegan un papel fundamental en la entrega de los pedidos, ya que sin su trabajo, los platos elaborados por los restaurantes no llegarían a las viviendas de los clientes. Estos trabajadores están obligados a cumplir con una serie de medidas de seguridad e higiene, puesto que entran en contacto directo con los empleados del restaurante y con los envases que protegen la comida.

Por ello, los repartidores tienen que utilizar guantes y mascarilla de forma obligatoria, además de mantener una distancia de uno o dos metros con los clientes. Para no tener problemas en este sentido, algunos restaurantes han habilitado la opción de entregar el pedido sin contacto con los clientes, de manera que el repartidor deja la comida en el portal o en la entrada del domicilio.  

En cualquier caso, el repartidor no puede entrar en contacto con los destinatarios de la comida. Por tanto, si entrega el pedido en la puerta de la vivienda, debe dejar la comida en una superficie con el mínimo riesgo de estar contaminada. Una vez realizado este paso, el cliente debe esperar a que el repartidor se aleje del domicilio para salir a coger la comida.

Precauciones a tener en cuenta por parte de los clientes

Los restaurantes y los repartidores de comida a domicilio están obligados a cumplir con una serie de medidas de seguridad e higiene, sin embargo, los clientes también deben ser responsables a la hora de realizar los pedidos. Por ello, es muy importante que las personas con síntomas de coronavirus -o que estén en contacto directo con contagiados por el Covid-19- eviten pedir comida a domicilio.

Además, es muy recomendable abonar el importe del pedido mediante tarjeta de crédito, preferiblemente antes de que la comida llegue a la vivienda. Si no es posible, los restaurantes aconsejan pagar el pedido en efectivo con la cantidad exacta, ya que así se evita el intercambio de monedas y billetes con el repartidor.

Cuando el pedido llega hasta el domicilio, resulta fundamental tirar las bolsas a la basura lo antes posible, así como limpiar los envases y los productos antes de consumirlos. Unas precauciones básicas pero realmente importantes, que permiten disfrutar de la comida a domicilio sin contagiar a nadie.

¿Qué estrategias de comida a domicilio han implementado los restaurantes por el Covid-19?
Comentarios