Sábado 18.08.2018
Crisis secesionista

ERC contra España y contra Puigdemont

El presidente del Parlament demanda a España es Estrasburgo, pero se niega a la investidura telemática de Puigdemont

Carles Puigdemont.
Carles Puigdemont.

El presidente del Parlament de Cataluña, Roger Torrent  ha anunciado que impulsará una demanda de medidas cautelares al Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) de Estrasburgo por la impugnación de la propuesta de Carles Puigdemont como candidato a la presidencia de la Generalitat.

En un comunicado del Parlament remitido a los medios, el organismo afirma que esta demanda se lleva a cabo para “proteger los derechos de Puigdemont a someterse al debate de investidura de forma efectiva”. Dicha demanda debe plantearse de forma individual, y por ello, Torrent propondrá a los diputados y diputadas de la cámara que se sumen a ella.

Esta demanda impulsada por Torrent pretende que las instituciones del estado pasen a segundo plano ante la investidura de Puigdemont. La intención es pedir al TEDH que “se tutelen los derechos políticos, y en concreto, el derecho a la participación política de Puigdemont. Esto implica su derecho a someterse a un debate de investidura, en tanto que es un diputado electo, y a ser elegido presidente si así lo decide una mayoría”.

La demanda tiene un “carácter restrictivo” y está reservada “para casos muy específicos en los que se puede producir un daño irreparable”.

El Parlament anuncia también la presentación de las alegaciones al Tribunal Constitucional (TC) respecto a las medidas cautelares y la impugnación del Gobierno de España a la investidura del líder de Junts per Catalunya (JxCat).

El texto recuerda que las decisiones adoptadas por el presidente del Parlament de proponer el candidato y convocar el pleno son “perfectamente legales y, por tanto, no pueden ser impugnadas preventivamente.

En este sentido, impedir a Puigdemont la posibilidad de ser investido “vulnera su derecho al sufragio pasivo como candidato electo”, así como “el derecho al sufragio activo de los ciudadanos que lo eligieron con su voto”, recuerda el escrito remitido al TC.

En relación a la medida cautelar propuesta por el TC, que condicionaba la posibilidad de que Puigdemont asistiera al acto de investidura si previamente se ponía a disposición judicial, el texto remitido por el Parlament considera que “no se puede exigir”, ya que Puigdemont “disfruta de inmunidad y no puede ser detenido, excepto en el caso de delito flagrante”.

“El TC ha usurpado unas funciones que no le son propias ya que pretende determinar, mediante medidas cautelares, la forma en como se tiene que llevar a cabo la sesión de investidura”, concluye el texto.

Rechaza la modificación de la Ley de Presidencia

Por su parte, el presidente del Parlament,  ha rechazado incluir en el orden del día de la Mesa de este martes la iniciativa de JxCat para modificar la ley de Presidencia, lo que ha tensado todavía más la relación con JxCat.

El conflicto se ha evidenciado cuando el portavoz adjunto de JxCat. Eduard Pujol, ha recriminado a Torrent, y por extensión a ERC, por adoptar decisiones sin previa consulta tanto por su decisión de no llevar a la Mesa la propuesta de modificación de la ley de Presidència, como por proponer transmitir a Estrasburgo la defensa de la candidatura de Puigdemont como presidente de la Generalitat.

Siguiendo la línea de Pujol, la diputada de JxCat Gemma Geis ha solicitado al presidente del Parlament que, pese a la “buena” intención con la que la emprende, su estrategia de defensa “vaya de la mano” de la que estudian los abogados del expresidente de la Generalitat. Además, ha dejado claro que la estrategia jurídica de defensa de Puigdemont en Bruselas se está trabajando con “mucha discreción” y se requiere “máxima rigurosidad” para garantizar la eficacia y que el número uno de JxCat pueda ser finalmente presidente de la Generalitat.

Respecto a la negativa de Torrent de no tramitar la reforma de la ley de Presidència, Junts per Cataluña  ha asegurado no entender su decisión, ya que “se adapta rigurosamente a la normativa”.

ERC en conflicto

"No es serio, no es de recibo ni es justo", ha sentenciado el portavoz de Esquerra, tras conocer estas opiniones, que ha instado a JxCat a "acabar con los trapos sucios, dejar atrás los reproches y ponerse a trabajar", no sin recalcar antes que "nadie está más comprometido con esta república que ERC".

Ha señalado que, por parte de Esquerra, el cruce de reproches no afectará a la negociación, que ha pedido "retomar hoy mismo", sin clarificar si habrá reuniones ya esta tarde con JxCat en aras de la "discreción" y el "máximo rigor" que ha rogado a todas las partes.

Sabrià ha insistido en que se debe trabajar en un "acuerdo global", que incluya la investidura, un ejecutivo "efectivo" y un plan de gobierno para la legislatura, puntos que considera que se deberían anunciar solo cuando estén todos cerrados.

Comentarios