EN BARCELONA

Precintan un piso de Pocholo que se utilizaba con fines sexuales

Al parecer se avisó a sus dueños (el aristócrata y sus hermanos) de que la actividad ilegal que se llevaba a cabo en el inmueble tenía que cesar, algo a lo que ellos hicieron oídos sordos

Pocholo Martínez-Bordiú. | Imagen de archivo
Pocholo Martínez-Bordiú. | Imagen de archivo

Hacía mucho tiempo que no se oía hablar de José Maria Martínez Bordiu, alias Pocholo. Su última aparición pública fue en el programa 'First dates', donde fue a encontrar el amor y, de paso, promocionarse un poco después de llevar años en el olvido. Ahora vuelve a estar de actualidad gracias a un desagradable suceso. 

El Ayuntamiento de Barcelona ha precintado un piso que Pocholo y sus hermanos, lfonso, Alejo y Esperanza, tenían en el número 81 de las Ramblas de Barcelona, según informa La Vanguardia. Al parecer, la familia de aristócratas regentaba un local donde se ejercía la “actividad de alquiler de habitaciones a tiempo parcial (meublé) para la prestación de servicios sexuales”.

fachada-del-piso-en-cuestion-google-maps

El consistorio abrió expediente en setiembre de 2016 cuando tuvo constancia de la actividad como meublé (o 'love hotel') del piso. El 8 de setiembre el ayuntamiento requirió a los hermanos Martínez Bordiu “cese inmediato de la actividad”. Al parecer, la familia ignoró tal aviso, pues la Guàrdia Urbana comprobó que continuaba dicha actividad, ya que que se alquilaban habitaciones por horas para tener encuentros sexuales.

Al final el pasado 16 de febrero un edicto ordenó el "precinto inmediato del piso así como el decomiso de los muebles, herramientas, géneros y el resto de enseres y efectos para la comisión de la infracción". Además, Pocholo y sus hermanos han sido advertidos de que podrían ser acusados de un delito de desobediencia "si obstaculizan el precinto o lo rompen posteriormente a la acción de los servicios municipales".