Domingo 21.10.2018
Fórmula 1

Alonso desvela que la revolución de McLaren llegará antes de lo previsto

No habrá que esperar a verano para vislumbrar el 'nuevo' MCL33 con el que la escudería británica espera auparse al podio

Fernando Alonso en los test de Montmeló.
Fernando Alonso en los test de Montmeló.

La temporada aún no había arrancado y Fernando Alonso ya posponía la mejor versión del MCL33 hasta mediada la temporada. El piloto español, a pesar de las dudas de fiabilidad y rendimiento que dejó su McLaren en los test de Montmeló, confesó que estaban preparados para arrancar el Mundial. Y los resultados en las dos primeras citas le han dado la razón. Un quinto y un séptimo puesto respectivamente le han servido para ubicarse cuarto en la clasificación, mismo puesto que ostenta la escudería británica en el campeonato de constructores.

Sin embargo, todo ha sido fruto de la casualidad. De un cúmulo de circunstancias donde la suerte se ha aliado con ellos, al contrario de lo que sucedió los últimos cinco años. Eso y que pese a los problemas para mejorar la resistencia al aire y encontrar la velocidad punta adecuada, el motor Renault es realmente fiable. El asturiano encontró el domingo el ritmo que no tenía en la jornada del sábado, sobre todo en Bahréin, y ha podido estar a la altura de los 'mortales'. En esta última carrera su ritmo no fue el deseado y se vieron más parejos al resto de monoplazas. "Haas no era tan rápido en Baréin como en Australia, nosotros éramos más lentos, Toro Rosso mejoró, así que hay dudas en el aire". Ahora mismo, pese a lo que dicta la clasificación, no está nada claro cuál es el cuarto equipo más rápido.

El Mundial no ha hecho más que empezar, y el único objetivo por el momento es "conseguir puntos en esta fase del año". Alonso ha confirmado que esperan "mejoras" pero que "hasta ese momento hay que puntuar y el rendimiento a una vuelta todavía no es el mejor". "Ojalá este fin de semana se vea algo de esa mejora", ha agregado. No obstante, es consciente de que han transcurrido sólo cuatro días desde el último Gran Premio y en China será difícil exhibir un mayor potencial. Sin embargo, ese progreso que se esperaba de cara a la segunda mitad del campeonato, está mucho más cerca. Alonso ha fijado una fecha: España.

"Creo que las mejoras no estarán todas aquí. Tengo todavía que revisar el coche con los ingenieros, pero creo que todo será muy similar a Baréin porque sólo han pasado cuatro días", ha remarcado el español. Para encontrar esa mejoría notable "necesitamos aún dos carreras", ha señalado. Como esta misma semanas contamos en Estrella Digital, la progresión consistiría en un paquete aerodinámico mejorado, con el que necesitar menos carga en las curvas con el fin de no perder tanta punta en las rectas, donde hasta la fecha McLaren ha sido de los peores equipos.

Será un buen escenario para medir la mejoría, en Montmeló, arropado por los suyos, con el triunfo a lomos del Ferrari aún en el recuerdo. El problema para los de Woking es que para esa fecha todos esperan presentar un monoplaza renovado. "Hablamos de nuestros avances y siempre es igual. En Barcelona todos tendrán un coche casi nuevo y se mantendrá la diferencia si no eres un poco más inteligente", ha comentado el bicampeón del mundo. El objetivo por tanto es que esta revolución sea "un poco mejor que la de los otros". Lo que está claro es que McLaren confía en subir al podio más pronto que tarde. 

Alonso desvela que la revolución de McLaren llegará antes de lo previsto

Comentarios