FÓRMULA 1

El enésimo ridículo de Honda que provoca la ‘risa’ de McLaren y Alonso

Hasegawa, pese al desastre de los últimos años, ha afirmado que su unidad de potencia se encuentra cerca de Mercedes, Ferrari y Renault

McLaren-Honda.
McLaren-Honda.
El enésimo ridículo de Honda que provoca la ‘risa’ de McLaren y Alonso

La aventura de Honda en la Fórmula 1 ha resultado un desastre en sus tres primeros años. El fabricante japonés firmó un acuerdo con McLaren en 2014 con el objetivo de resultar campeones a corto plazo y, hace escasas semanas, se anunció la ruptura. Los escasos avances, los intentos de fabricar una unidad de potencia desde cero al inicio de cada campaña, han resultado inútiles. En este 2017 los resultados tampoco han sido los esperados, ni siquiera la fiabilidad, y la paciencia de los británicos se agotó en verano. Ambas partes acordaron discurrir por caminos diferentes en 2018.

McLaren ha optado por Renault, la única escudería que provee motores y que no sería una rival directa en la pugna por el Mundial. Mientras, Honda ha firmado una alianza con Toro Rosso, con vistas a un futuro con Red Bull si los planes salen según lo previsto. Lo más llamativo es que pese a la pobre imagen que han ofrecido, los nipones siguen sin asumir su parte de culpa y admiten que han progresado de forma destacada. “Desde el inicio de temporada hemos mejorado, tanto a nivel de rendimiento como de fiabilidad. Desde la versión 3.5 del motor nos hemos acercado a Renault. En fiabilidad somos mucho mejores”, ha mencionado Hasegawa al portal motorsport.

Lo cierto es que Red Bull ha demostrado en el segundo tramo de la temporada estar incluso por delante de Ferrari. Los austriacos, a priori, cuentan con un chasis similar al de McLaren, por lo que el factor diferencial para analizar los resultados es la unidad de potencia. Y mientras Verstappen y Ricciardo pelean por el podio, Alonso y Vandoorne intentan, casi siempre de forma frustrada, sumar un punto. A nivel de fiabilidad si es cierto que Renault ha mostrado flaquezas, como bien demuestran los siete abandonos del joven piloto belga. No obstante, Alonso ha dicho adiós a la mitad de las carreras por distintos fallos en el motor.

“Estamos cerca del concepto de Renault, Ferrari y Mercedes. No hay razón por la que no podamos conseguir el mismo nivel de rendimiento”, ha insistido la máxima autoridad de Honda. Alonso y Honda saben de primera mano que estas afirmaciones se han repetido con insistencia en años anteriores sin resultado alguno. Es más, Honda siempre ha apostado por partir de cero en su unidad de potencia y ha lastrado las evoluciones de cursos anteriores. Las palabras de Hasegawa tras el desastre de Honda en los últimos meses no pueden más que provocar las risas de aquellos que han sufrido su mal hacer en el ‘gran circo’.

De cara al 2018 se espera que McLaren se sume a Mercedes, Ferrari y Red Bull en la pelea por subir al podio. El motor Renault, pese a ser el tercero en discordia, ha reducido la brecha con los dos principales de la parrilla. Y entre el fabricante francés y Honda, por mucho que insistan los nipones, aún se vislumbran diferencias importantes. Los circuitos con largas rectas, como Monza, han sido todo un sufrimiento para McLaren este año. El próximo curso, sin los japoneses no reaccionan de inmediato, será Toro Rosso el que sufra las consecuencias.