viernes 22.11.2019
Lo sepultó

El porno mata a un fabricante de automóviles

Gran aficionado a las revistas para adultos, seis toneladas de las mismas provocaron su muerte

Imagen de la casa de Joji.
Imagen de la casa de Joji.

Hace años, los religiosos aleccionaban a los más pequeños indicándoles que el masturbarse en exceso podría provocar ceguera. A partir de ahora, la peligrosidad todavía puede ir más allá, y el exceso de porno puede llevar a un hombre a la muerte.

Eso mismo es lo que le ha ocurrido a Joji, un solitario japonés de 50 años, que quizás pase a la historia por la insólita y morbosa causa de muerte, ya que al parecer el individuo ha pasado a mejor vida al quedar enterrado debajo de varias toneladas de revistas de contenido sexual, que supuestamente cayeron de su propia biblioteca porno, que dicen que pesaba unas seis toneladas.

porno

El cadáver del antiguo fabricante de automóviles fue encontrado en su apartamento, y al parecer el hombre llevaba ya nada menos que seis meses muerto. De haber sido su piso en propiedad quizás habría pasado hasta más tiempo, habida cuenta de que quien lo encontró fue el propietario de la residencia, que decidió entrar al lugar para exigirle a Joji la paga de su alquiler, ya que, por razones obvias, tenía varios meses de atraso.

Eso sí, no fue el casero quien encontró el cuerpo sino uno de los miembros del equipo de limpieza contratado para limpiar la montaña de suciedad que se encontraba en el lugar, que lo vio enterrado bajo miles de revistas, de ahí que se sospeche que el desplome de las mismas sobre su él le pudo provocar el ataque al corazón que, según la autopsia, fue al final la causa de su muerte.

De la afición al porno de Joji dio fe el propio limpiador, que aseguró que el inquilino tenía cada centímetro de su departamento cubierto por sus recortes favoritos de revistas pornográficas y fotos de sus artículos favoritos, como puede verse en las fotografías.

Comentarios