Martes 17.07.2018
Las empresas piden indemnización y auguran un encarecimiento

Constructoras del 3% pleitean con Colau por apartarlas de un macrocontrato

Constructoras del 3% desalojadas de un macrocontrato en Barcelona tienen una doble línea de ataque judicial contra Ada Colau: piden lucro cesante y aseguran que el contrato se encarecerá

Ada Colau | Imagen de Archivo
Ada Colau | Imagen de Archivo

La UTE compuesta por COMSA, COPISA, Construcciones Arnó y ROGASA, han presentado una demanda contencioso-administrativa contra el ayuntamiento de Barcelona, al que exigen una cuantiosa indemnización en concepto de ”lucro cesante” tras ser apartadas del macro proyecto urbanístico de la plaza de las Glorias cuando trascendió que estas sociedades aparecían implicadas en el sumario del llamado caso “3%”.

El Ayuntamiento adujo como motivos para apartar a estas constructoras del proyecto no sólo su implicación en la presunta trama de corrupción si no, además, la aparición de unos sobrevenidos sobrecostes por unas modificaciones de la obra no contempladas en el proyecto inicial.

Demanda de la CUP

Las constructoras incorporan en la demanda contra el Ayuntamiento el contenido de un informe del Instituto de Tecnologías de la Edificación de Cataluña que justificaba los sobrecostes dado que el inicial proyecto (diseñado, aprobado y dirigido por el Ayuntamiento) no contempló la aparición de diversos colectores de agua pluvial que existían en la zona de las obras y que fueron descubiertos a medida que las máquinas de taladro perforaban el subsuelo.

La aparición de esos accidentes arquitectónicos justificaban la presentación de un pliego de sobrecostes de obra. El propio informe de la ITEC (solicitado a tal efecto por le grupo municipal de la CUP) concluía que “de haberse presupuestado inicialmente el proyecto incluyendo los gasto derivados de la aparición de esos colectores de agua hubiera resultado más caro que el montante que hubiera resultado  al incorporar, a posteriori, esos sobrecostes al presupuesto inicial”.

Las obras se encuentran en un punto muerto y el Ayuntamiento aún no ha explicado cuáles son las condiciones en las que van a trabajar las nuevas compañías constructoras.

Los constructores ante el juez

Durante el mes de junio distintos responsables municipales así como diversos directivos o ex directivos de las constructoras implicadas han declarado en calidad de investigados ante el juez central de instrucción de la Audiencia Nacional, José de la Mata. En su declaración ante el Magistrado los representantes de COPISA trataron de argumentar que la Guardia Civil habría malinterpretado una intervención telefónica que les habría conducido a la imputación.

“Ens han donat Glòries” (“nos han dado Glorias”) dijo el director de obras de COPISA según consta en una intervención telefónica que la Guardia Civil considera como muy relevante por cuanto se produce poco tiempo después  de que un directivo de esta empresa hubiera efectuado una donación a CDC a través de una de sus fundaciones. El directivo de COPISA explicó al Juez que esa exclamación no hacía referencia al túnel de las Glorias si no a la concesión de los permisos para la ejecución de unas obras en Centro Comercial del las Glorias.