miércoles 27.05.2020

Algunos negocios rentables para todo el mundo

En el día de hoy, te voy a plantear una serie de negocios que todo el mundo puede emprender y que, además, han tenido un pequeño espacio en internet que los ha relanzado. Son negocios con poca inversión, pero altas rentabilidades. ¡Vamos a verlos!

Algunos negocios rentables para todo el mundo

El sector de las mudanzas

El primer sector del que quiero hablarte es el de las mudanzas. Las mudanzas son, desde hace muchísimo tiempo, un negocio muy rentable. El único gasto que se tiene es el camión o la furgoneta que vayas a utilizar y todo lo relacionado con ella (gasolina, seguro, desperfectos que haya que arreglarle, etc.).

En suma, la inversión que tienes que realizar puede ser de unos 30.000€, lo cual no es demasiado. Y, además, puedes pedir un crédito para pagar la furgoneta, por lo que, si tienes trabajo, tus propios clientes pueden estar pagándote el negocio.

Con el tiempo, según crezcas, puedes llegar a tener una empresa muy rentable y a gran escala, porque puedes llegar a tener una flota de furgonetas que se dediquen a este negocio, consiguiendo rentabilidades enormes en muy poco tiempo.

El mayor problema que se puede tener en este campo es el de los clientes, ya que, dependiendo del lugar en el que estés, puede resultar difícil conseguir una buena cartera que te permita conseguir unas ganancias suficientes.

Sin embargo, internet puede ayudarte mucho a resolver ese problema. Por ejemplo, www.mudanzasandalucia.es es una web que se especializó en utilizar internet para conseguir más clientes, y está creciendo a pasos agigantados. Actualmente, ya es una de las empresas de transporte en Málaga más reconocidas, pues se han hecho especialistas en la zona.    

Por tanto, si quieres un consejo acerca de cómo emprender en este negocio, lo más recomendable sería realizar la inversión en la furgoneta, y contar con una web que te haga llegar clientes desde el minuto uno.

Las copisterías

Por otro lado, están las copisterías. Este negocio también es muy interesante. Pero, antes de entrar al negocio en sí, veamos qué problema resuelve:

Tradicionalmente, las personas se han dedicado a imprimir en casa todos los documentos y papeles que necesitaban en su día a día. Sin embargo, imprimir grandes cantidades de documentos puede llegar a ser muy costoso, además de incómodo.

Por ello, desde hace un tiempo, hay empresas especializadas que se dedican a estas impresiones. Y, aunque surgieron como papelerías que ofrecían este servicio, en los últimos tiempos se han convertido casi en empresas dedicadas a la impresión.

En este sentido, es un negocio muy recomendable: Centrarte en la impresión, y tener el negocio de papelería de forma accesoria. La inversión que necesitas no es muy elevada. Solo tienes que pagar el alquiler y contar con impresoras profesionales, que valen 2000€, por ejemplo.

A largo plazo, puedes aumentar el negocio, como hizo Copisteria Barcelona, una copistería en Barcelona 24 horas, y no solo imprimir documentos, sino ampliar a la impresión de posters, fotografías y otro tipo de negocios relacionados, pero que son más complejos.

El sector de las reformas

Por otro lado, tenemos el sector de las reformas. Este es un tipo de negocio especialmente útil para los que más sufrieron la crisis de 2008: Los albañiles y operarios del sector de la construcción.

Es cierto que ya no se hacen casas, pero el sector de las reformas está en auge, precisamente porque la gente ya no se cambia de casa, sino que necesita reformar la anterior. Por ello, virar hacia esta nueva dirección es una opción muy inteligente para los expertos en el sector inmobiliario.

En Reformas en Córdoba, por ejemplo, es lo que hicieron. Estaban dedicados al sector de la construcción, pero rápidamente se readaptaron y empezaron a dedicarse a las reformas en la zona de Córdoba. Y esto tiene mucho valor por dos partes distintas.

Por un lado, tiene valor para la sociedad, porque personas que, de otro modo, habrían quedado en el paro, se pusieron a generar riqueza por sí mismos, demostrando la capacidad de innovación y adaptación del ser humano.

Pero, por otro lado, y lo más importante aquí, esta readaptación dio la oportunidad a estos albañiles de crear un negocio que, actualmente, les está reportando interesantes beneficios, gracias a la dedicación en exclusiva a las reformas.

Piensa que tener una cartera de clientes interesados en reformas es mucho más inteligente que tener una cartera de clientes interesados en la construcción de viviendas. Así, aunque el precio es algo más bajo, la suma total compensa con creces.

El control de plagas

Por último, podemos hablar del control de plagas. Este negocio siempre ha existido, pero sigue siendo muy rentable, porque la gente, si puede, evita meterse en este negocio (que no es todo lo agradable que podría, para qué nos vamos a engañar).

Especializarse en el control de plagas te da una buena posición para negociar, puesto que nadie quiere vivir junto a cucarachas y termitas. Por lo tanto, si tú eres capaz de ofrecer este servicio, y no hay mucha competencia, puedes obtener altas rentabilidades.

Los gastos asociados no son más que los productos necesarios para ahuyentar a los insectos, además de cierto know how que puede aprenderse en no demasiado tiempo. Y los ingresos pueden ser muy elevados.

Eso sí, debes fijarte como referentes a los mejores, como Abando Control de Plagas. Ellos no dejan ningún insecto vivo cuando se van de la vivienda, y por ello siguen recomendando sus servicios día tras día. Sobre todo son especialistas en fumigaciones de cucarachas y desratizaciones.

Si te dedicas al control de plagas y no haces un buen trabajo, como en cualquier otro ámbito, acabarán expulsándote del mercado y sin ningún cliente. ¡Tienes que dar el 100% en la exterminación de las plagas que estén actuando!

A largo plazo, este negocio puede ampliarse, ya sea actuando en otras ciudades, u ofreciendo nuevos servicios, como la limpieza, la desinfección o la prevención de plagas, por ejemplo. Eso ya depende de la capacidad empresarial de cada uno.

Como puedes ver, estos negocios son sencillos y pueden dar grandes rentabilidades, a pesar de que la inversión necesaria para entrar en ellos es relativamente baja. Por lo tanto, deberías estudiar estos nichos si tienes en mente emprender algún negocio.



Comentarios