sábado 25/9/21

El poder de 35.000 votos

¿Es la Comunidad de Madrid más conservadora que otras? ¿Qué supone la llegada de Pablo Iglesias para el bloque de la izquierda? ¿Puede Isabel Díaz-Ayuso morir de éxito? Varios expertos analizan unas elecciones consideradas únicas y que impactarán -ya lo hacen- en la política nacional

Voto, Comunidad de Madrid

El PP gobierna la Comunidad de Madrid desde 1995 pero, tras analizar al detalle los datos, el profesor de Ciencia Política de la Universidad Autónoma José Rama asegura que el madrileño no es más de derechas que el resto de los españoles.

"Desde las primeras elecciones de la década de los ochenta la media ideológica de los madrileños es acorde a la media nacional (...) Lo que hay es un premio a la forma de hacer política que ha tenido como partido más destacado el PP", apunta este investigador.

Madrid, señala por su parte María José Canel, catedrática de Comunicación Política y Sector Público de la Complutense, tiene las características a las que trata de apelar el candidato socialista, Ángel Gabilondo; es una ciudad abierta, cosmopolita y verde, rasgos que se podrían interpretar como más propios de la izquierda, pero "está más captada por la derecha", que ha hecho bandera de la libertad.

¿TIENE POSIBILIDADES EL BLOQUE DE LA IZQUIERDA?

El PSOE ganó las últimas elecciones autonómicas, en 2019, pero no logró apoyos suficiente para gobernar. El próximo 4 de mayo "lo que puede desestabilizar ese bloque de la izquierda es el trasvase de votos del PSOE al PP y a la abstención", indica Canel.

Según explica, el votante que pasa del PSOE al PP, o viceversa, es "rarísimo" en España; solo se da cuando aparece una cuestión radical o muy nueva. Ocurrió en 2004 con los atentados de Atocha y ocurre ahora con la pandemia, en la que trabajadores del sector de la hostelería que en otras ocasiones han votado al PSOE pueden virar hacia Ayuso, al considerar que ha salvado su negocio.

"Parte de la gente afectada de forma más directa, del sector de la hostelería, puede no ser un votante natural de la derecha. Si es un votante fiel de izquierda, quizá decida abstenerse. Si es más móvil, puede haber cierto trasvase entre bloques", coincide Andrés Santana, profesor de Ciencia Política de la Autónoma e investigador del comportamiento electoral.

A su juicio, en este contexto al bloque de izquierdas le beneficia que Pablo Iglesias se haya colocado como cabeza de lista de Unidas Podemos, partido que estaba en riesgo de quedar fuera de la Asamblea al no llegar al umbral del 5 % de votos exigido para tener escaños.

"La probabilidad de que los votos a cualquiera de las tres candidaturas de izquierdas -PSOE, Más Madrid o Podemos- vayan a una candidatura sin escaños se reduce enormemente", destaca Santana, que no tiene claro sin embargo que Iglesias se convierta en un revulsivo que dispare a la formación morada.

ENTRAR O NO ENTRAR

En Madrid la transformación de votos en escaños, siempre que se supere esa barrera del 5 %, es casi perfecta, por lo que "es difícil que en estas elecciones el votante de izquierdas desperdicie su voto; el votante de derechas sí va a tener que pensar en el voto útil", apunta Rama.

Ese umbral del 5 % es muy alto -la mayoría de las comunidades exigen el 3 %, como en el Congreso- y casi todas las encuestas dejan fuera a Ciudadanos.

En 2015 fue Izquierda Unida la que se quedó fuera de la Asamblea por no alcanzar el mínimo de votos, lo que permitió a Cristina Cifuentes ser presidenta regional con el apoyo de Ciudadanos.

"Si Ciudadanos entra el 4 de mayo en la Asamblea, sabemos que tiene siete escaños y no habría ninguna duda de que el bloque de centro-derecha gobernaría. Con ellos fuera, la competición es más viva", apunta Santana.

Si se queda en un 4,8 %, serían 4,8 % de los votos perdidos para el bloque de la derecha, alerta este experto.

"Es posible que el gobierno se juegue en un 1 % del voto, en 35.000 votos, porque todo va a depender de que Ciudadanos, Vox y Podemos superen o no el umbral", coincide Canel.

Aunque algún sondeo también ha situado a Vox ligeramente por debajo de esa barrera, los expertos consultados están convencidos de que entrará en la Asamblea y destacan cómo los ataques que recibe esta formación no hacen sino movilizar a su electorado, algo que ya se vio en Cataluña.

"En ese riesgo de que Vox se quede en el 4,9 %, quien puede operar a favor de que esté por encima del 5 % es Podemos", advierte Canel.

LA FUERZA DE AYUSO

Para Rama, la gran pregunta de estas elecciones es si Ayuso puede morir de éxito.

"Podría ser. Si dobla sus resultados y se come tanta parte del pastel de la derecha que no suma, mientras que sí lo hacen las tres fuerzas de la izquierda", indica este politólogo.

La gran mayoría de los sondeos, sin embargo, apunta a un gobierno PP-Vox y hay estimaciones incluso que dan a Ayuso la mayoría absoluta, "no descabellada si hay movilización", añade Rama.

"Antes, si había movilización favorecía a la izquierda; ahora favorece al histriónico, al que va en contra. No es la movilización del sentido común, es la movilización de la radicalización. Y ahí Ayuso es un verso suelto", destaca. EFE

Comentarios