Jueves 21.06.2018
Pretende trasladar estaciones

Huelga de hambre en la seguridad privada del Metro de Madrid

La precariedad y las penosas condiciones laborales que viven los empleados de la seguridad privada del suburbano de la capital han llevado a que uno de los trabajadores haya iniciado una huelga de hambre que pretende trasladar a todas las estaciones de metro

La seguridad privada vive tiempos difíciles. Desde el pasado mes de septiembre, son muchas las protestas, manifestaciones y huelgas las llevadas a cabo por este colectivo para protestar por sus pésimas condiciones laborales. Con el paso del tiempo, la situación no ha hecho sino empeorar, hasta el punto que uno de los trabajadores de la seguridad privada del Metro de Madrid decidió iniciar este lunes una huelga de hambre en protesta por los impagos que arrastra la plantilla, de al menos dos meses. Además, en la céntrica plaza de Callao, también han tenido lugar numerosos actos para visibilizar los problemas de la plantilla. Durante estos movimientos se han repartido panfletos y se ha informado a los madrileños de lo importante que es tener una seguridad de calidad en el suburbano de la capital. 

Según ha comentado este vigilante en un vídeo publicado en redes sociales, la huelga de hambre tiene carácter indefinido y se trasladará a diferentes estaciones del suburbano durante su protesta para difundir la situación que atraviesa la plantilla. "No nos pagan ni tienen intención de hacerlo, he optado por la única manera en la que se puede hacer algo dentro de la legalidad", ha asegurado el vigilante para relatar que su intención es que "todo el mundo se entere de lo que puede hacer una persona por reclamar sus derechos, su salario y su dignidad".

"Estaré todo lo que pueda, hasta que el cuerpo aguante", ha relatado en este vídeo para recalcar que la situación de los vigilantes de esta empresa que hacen servicio en Metro es "indignante" debido a los retrasos en el pago de sus nóminas. Los trabajadores de la empresa Seguridad Integral Canaria llevan durante las últimas semanas realizando diversas protestas de cara a exponer su situación debido al impago de sus nóminas del mes de octubre y de noviembre. Así, el 1 de diciembre medio centenar de vigilantes del Metro de Madrid protestaron frente a la Asamblea de Madrid porque 550 trabajadores de la empresa Seguridad Integral Canaria no han cobrado las nóminas de noviembre y entre 60 y 100 de ellos tampoco las de octubre, por lo que piden ser escuchados por los diputados autonómicos.

Por su parte, la Comunidad de Madrid recalcó que sancionará a las empresas de Seguridad de Metro que incumplan contratos y garantizará "sueldos dignos" para los trabajadores de las mismas. De hecho, esta trabajando en un nuevo pliego de condiciones que contemple la posibilidad de rescindir el contrato con la adjudicataria en el caso de incumplimiento.

Comentarios