miércoles 12/8/20
Fórmula 1

La última artimaña de McLaren-Honda para renovar a Fernando Alonso

Tras un cuantioso salario y una permisividad fuera de lo normal, la escudería ha retomado la palabrería para extender un contrato que vence al final de este curso 

Fernando Alonso.
Fernando Alonso.

Durante 179 vueltas Fernando Alonso recuperó sensaciones del pasado. Sobre el óvalo estadounidense situado en el estado de Indiana, las 500 millas de Indianápolis le sirvieron para exhibir un talento que aún perdura en sus manos. Un aprendizaje fugaz le bastó para opositar al triunfo, en una carrera que le tenía preparado un desenlace trágico. En el tramo final, cuando la remontada del español estaba lanzada, el motor Honda le dejó tirado. Sí, la misma unidad de potencia que tantos quebraderos de cabeza le ha dado en los últimos años en la Fórmula 1.

Sin fecha de regreso a la Indy 500

“Volveré, y la próxima vez será más fácil”, comentó resignado Alonso, centrado ya en el futuro. Sus palabras fueron tomadas en serio, pues esa carrera, un nuevo campeonato de Fórmula 1 y las 24 horas de Le Mans son ahora las prioridades del español. La encrucijada por resolver entonces era si su regreso estaría previsto para 2018 o más adelante. El líder de McLaren-Honda, Zak Brown, dejó claro que esperan que lo de este año no se repita el próximo curso, con un alentador mensaje: “Espero que vuelva a pilotar para nosotros para intentar ganar el Gran Premio de Mónaco, así que quizá no sea en 2018”.

Como si nada, dejó entrever que la escudería pugnará por cotas altas la próxima temporada, y que su pupilo solo podría acudir de a la Indy500 en el supuesto de que el calendario se lo permita. Las palabras soltadas por la persona que a finales del pasado año asumió todo el control de la escudería no son casualidad. En McLaren-Honda han arrancado la campaña para retener a Alonso, cuyo contrato expira al término de la presente temporada.

El piloto asturiano ha señalado en los últimos meses que no se pronunciará hasta verano. Para esa fecha cada vez resta menos, y de ahí que McLaren haya dado otro paso para convencerle. Al inicio de su proyecto, el dinero fue lo suficientemente atractivo para el español, que actualmente es el piloto de la parrilla que más dinero percibe por su actividad sobre el asfalto. La permisividad de dejarle partir a EEUU y de otorgarle la condición de primer piloto a pesar de contar en sus filas con Vandoorne, su figura para la próxima década, son otras de las muestras.

Promesas al aire

También están los continuos piropos por radio y públicamente, en los que Brown ha asegurado que a Fernando le restan “cinco años” por lo menos en el gran circo. Técnicas desesperadas para que Alonso se sienta importante y permanezca en una escudería que sin él, a día de hoy, tendría un futuro nada halagüeño. La última artimaña de la escudería se ha creado a través de la palabra. Pese a que los altos mandos se han arrepentido de las promesas lanzadas en los últimos tres años, ahora han rectificado y no dudan en prometer que el monoplaza será campeón en un futuro a corto plazo.

A principio de año Brown lanzó un mensaje: “En 2017 progresaremos, el gran cambio será en 2018”. En Mónaco Vandoorne y Button no acabaron la carrera, pero en esta ocasión no fue culpa del coche. La eliminación de los tokens este curso permite a Honda rectificar, pero por el momento aún no ha tomado la dirección correcta. Con la compleja alianza de Mercedes en el horizonte, a los nipones no les queda otra que trabajar para cumplir las expectativas de Brown y perfeccionar un motor que permita a Alonso pugnar por el Mundial. Palabrería o no, todo vale en Woking para convencer a Alonso de su renovación.

En McLaren se aferran a la dificultad que tiene el asturiano de recabar en otro gran equipo. Vettel, tras el progreso de Ferrari, tiene líder asegurado para las próximas temporadas. Y en Mercedes cuentan con Hamilton al menos hasta 2018. En Red Bull parecen más que satisfechos con una dupla de presente y futuro. Quizás este sea el argumento de mayor peso. 

Comentarios