jueves 12.12.2019
Vuelcos en la parrilla de 2018

Las dos opciones de Sainz para conquistar el Mundial

La decisión de rechazar la oferta de Renault y renovar un curso más con Toro Rosso puede haber sido la más trascendental del joven piloto español de cara a su futuro en el 'gran circo'

Carlos Sainz.
Carlos Sainz.

Rechazar la propuesta de Renault y renovar un curso más con Toro Rosso puede haber sido la decisión más trascendental en la carrera de Carlos Sainz. Toto Wolff ha hecho público el interés por hacerse con Vettel o un gran piloto en 2018, lo que daría lugar a un importante cambio de piezas. Si se produce el fichaje del alemán por Mercedes, Sainz podría ser su sustituto en Maranello, donde tanto se le ha vinculado esta temporada. En cambio, la opción más factible es que ese asiento lo ocupen Verstappen o Ricciardo y el madrileño ascienda a Red Bull.

Sainz, lejos de Mercedes

Pese a la insistencia de la prensa inglesa en que el madrileño recale en el asiento que ha dejado vacante Nico Rosberg, desde Mercedes es una opción que se contempla como último recurso. Bottas, por el que ya han realizado ofertas y por el que insistirán hasta conseguir seducir a Williams, es la gran prioridad para Toto Wolff. En cambio, todo apunta a Wehrlein, que dejaría abierto un puñado de movimientos la próxima temporada, cuando grandes pilotos finalizan contrato con sus respectivas escuderías.

El principal nombre es Vettel, deseoso por acudir a Mercedes según ha desvelado recientemente un ex piloto de Maranello. La relación del alemán con el equipo italiano ha decaído, y los rumores surgidos los últimos días han sido confirmados por Toto Wolff: “Hay algunos pilotos bastante conocidos sin contrato para 2018, así que creo que tenemos que pensar en pilotos como Vettel”. Sin esconderse, el director de Mercedes ha señalado en el diario Sport Bild que los ingenieros trabajarían minuciosamente para darle un monoplaza que esté a la altura.

Ferrari y Red Bull, serias opciones

Las intenciones están claras, y si bien no ha querido entrometerse en Maranello este mes de diciembre, lo hará el siguiente año. Y si ese fichaje se produce, daría cabida a un importante cambio de piezas en el resto de escuderías. Uno de los principales beneficiados sería Carlos Sainz. "Cuando tienes una oferta de un equipo que estará arriba en el futuro, como Renault no es fácil tomar una decisión”, ha comentado recientemente el español. Prolongar un año más su contrato con Toro Rosso, en cambio, puede haber sido una elección decisiva en el futuro de su trayectoria en el ‘gran circo’.

Sainz tendría ahí la oportunidad de recabar en Ferrari, donde a lo largo de esta temporada le han vinculado en numerosas ocasiones. Para dar ese cuantioso salto, es consciente de que necesita exhibir su mejor versión sobre la pista en 2017. El madrileño confía en sus posibilidades. "Si sigo rindiendo de esta forma y mejorando, estoy seguro que las oportunidades aparecerán e intentaré todo lo que esté en mis manos para que así suceda y poder subir a un equipo puntero", ha explicado a Autosport.

Aunque hay otra variable que cuenta con un mayor porcentaje de probabilidad. Y es que en Ferrari recale uno de los dos hombres de Red Bull. El equipo austríaco es el que cuenta con más talentos en sus filas. Es, a día de hoy, el único que reúne a dos candidatos por igual en la pugna por el Campeonato. Si Vettel deja un asiento libre en Ferrari, Verstappen, o bien Ricciardo, saldrían con el objetivo de sentirse el piloto referencia. Más papeletas tiene el joven belga, cuya precocidad y repercusión volverían a ilusionar a los de Maranello, que se encuentran sin rumbo alguno desde la marcha de Alonso.

Ahí se allanaría el ascenso de Sainz, que por el momento ve difícil que le tengan en cuenta, dado los numerosos halagos de Newey a sus dos hombres de referencia. Dos opciones factibles y reales del madrileño, que de producirse alguna de ellas le permitiría a Sainz pugnar por el Mundial, e intentar convertirse en el segundo piloto español en proclamarse campeón.

Comentarios