martes 22.10.2019
BELLEZA FACIAL

Extensiones de pestañas: la solución para lucir una mirada perfecta

Si te preocupa tener que usar rímel este verano y que se deteriore con el agua y el calor, este tratamiento es la opción perfecta para poder prescindir de este producto sin tener que renunciar a lucir unas pestañas rizadas y pobladas

Extensiones de pestañas. | Imagen de archivo
Extensiones de pestañas. | Imagen de archivo

Lucir una mirada perfecta en verano es una tarea complicada. Las máscaras de pestañas se deterioran con el calor y el contacto del agua, algo que puede afear los ojos y manchar su parte inferior, dando la impresión de que tenemos ojeras. Además, el rizado y el grosor de las mismas puede verse menguado.

Por eso se han creado tratamientos revolucionarios con los que conseguir unas pestañas perfectas sin tener que recurrir a productos como el rímel. Las extensiones de pestañas son unas buenas aliadas para conseguir esa ‘mirada 10’ que todas queremos lucir. En los centros ‘Looks and Care’ ofrecen un tratamiento especial con el que conseguir unas pestañas XL duraderas y de calidad.

Las pestañas están hechas de seda, por lo que el efecto queda muy natural. Además, el pegamento es de cianoacrilato de etilo, que no supone ningún problema para los ojos puesto que es especifico para pestañas, con fabricación de la Unión Europea, y por lo tanto, con todos los certificados pertinentes. Además no entra en el ojo, ya que durante todo el tratamiento los ojos deben estar cerrados.

El tratamiento no daña el crecimiento de la pestaña natural, que siguen renovándose cada seis u ocho semanas, como es habitual. Por ese motivo, se recomienda hacer un relleno cada dos o tres semanas para mantener el volumen conseguido en la primera sesión (estos rellenos tienen un coste menor y te aseguran mantener las pestañas igual de bien que el primer día).

Lo-que-necesitas-saber-de-extension-de-pestanas-900x470

Sus ventajas frente al tinte de pestañas y el lifting son un mayor volumen y extensión, ya que con los otros dos procedimientos se trabaja siempre con la pestaña natural de cada persona, sin ningún añadido de pelo. También puedes maquillarte y desmaquillarte de forma habitual, siempr eyc uando utilices productos de base al agua, nunca oleosos o waterproof.

Se tarda 1 hora y media más o menos en ponerlas, tiempo en el que una especialista te aplica los productos pertinentes para después ir colocando, una a una, entre ochenta y cien pestañas por ojo, después de haber realizado un estudio según los gustos y necesidades del cliente (para cuadrar la longitud y el espesor deseado).

Pese a todo, este tratamiento no es adecuado para según qué tipo de personas. Existen una serie de contraindicaciones como infecciones o alergias en los ojos, por ejemplo, donde no se pueden poner. También afecta si estás en medio de algún proceso médico, embarazos, etc.

El agua de la piscina o del mar no es un problema para las extensiones (después de que pasen 48 horas desde la puesta). Lo único que puede afectar negativamente a las pestañas son los productos resistentes al agua o los oleosos, por lo que hay que tener cuidado con los protectores solares que se apliquen en la cara.

Comentarios