sábado 14.12.2019
Se calcula en 100.000 los afectados en Europa

Caos aéreo: Ryanair cancelará hasta 200 vuelos diarios en España por la huelga

Ryanair cancelará hasta 200 vuelos diarios que operan hacia o desde España los días 25 y 26 de julio para minimizar el impacto de la huelga convocada por los sindicatos de tripulantes de cabina.

Ryanair
Ryanair

Según ha anunciado la aerolínea, va a cancelar el 12 % (hasta 300 vuelos) de los 2.400 vuelos diarios que opera en Europa, lo que afectará, cada uno de los dos días, a unos 50.000 clientes de los 430.000 de Ryanair. En total, 100.000 clientes se verán afectados en Europa por las cancelaciones.

Además de los vuelos cancelados en España, que representan hasta el 24 % de los 830 vuelos diarios previstos hacia o desde nuestro país, Ryanair cancelará también hasta 50 vuelos diarios de los más de 160 que tiene previsto operar hacia o desde Portugal (27 %) y hasta 50 de los más de 160 vuelos diarios hacia o desde Bélgica (31 %).

En un comunicado emitido este miércoles, Ryanair ha confirmado que ha contactado con todos los clientes afectados para avisarles, con siete días de antelación, de que sus vuelos, programados en plena temporada alta de vacaciones, han sido cancelados debido a la huelga.

"Lamentamos profundamente estas cancelaciones, que afectarán a un 12 % de los clientes que tenían previsto viajar con Ryanair el miércoles y jueves de la semana que viene", ha añadido Ryanair en un comunicado, en el que ha recalcado que el 88 % de los clientes de Ryanair en Europa no se verán afectados.

La compañía ha explicado que ha ofrecido a todos los clientes afectados la posibilidad de reubicarse en un vuelo alternativo que se vaya a operar siete días antes o después del 25 y 26 de julio y, como alternativa, podrán recibir también el reembolso completo de sus billetes.

Ryanair ha incorporado personal extra al departamento de atención al cliente para ayudar en la gestión del reembolso o reubicación de los clientes afectados a lo largo de los próximos 7 días.

Cualquier cliente de Ryanair que viaje hacia/desde España, Bélgica o Portugal los próximos miércoles o jueves que no haya recibido la comunicación hoy, podrá contar con que su vuelo se operará con normalidad, ha añadido la compañía.

En el comunicado, el director general de Marketing de Ryanair, Kenny Jacobs, ha trasmitido "sus más sinceras disculpas a nuestros clientes por las molestias derivadas de las huelgas", que tendrán lugar a pesar de que la compañía ha hecho "todo lo posible para evitarlas".

"Estas huelgas no tienen justificación alguna y no persiguen otra cosa que entorpecer las vacaciones familiares y beneficiar a otras aerolíneas en Bélgica, Portugal y España", añadió Jacobs, quien aseguró que la tripulación de cabina de Ryanair disfruta de un buen sueldo -de hasta 40.000 euros anuales-, 14 días libres al mes, buenas comisiones por ventas, bonificación por uniformes y prestación por enfermedad.

Ryanair presiona a sus tripulantes con un email

La nota de la empresa tiene poco que ver con la realidad, según ha denunciado el sindicato de pilotos. El SEPLA afirma que la aérea irlandesa, la mayor aerolínea de bajo coste y la que más pasajeros transporta en España, ha enviado un escrito a sus tripulantes de cabina exigiéndoles una respuesta para saber si se acogerán a la huelga que hay convocada para la próxima semana, el 25 y 26 de julio en cuatro países, entre ellos, España. Representantes sindicales han informado que en las próximas horas denunciarán ante los tribunales a la compañía irlandesa por vía penal.

En el mail, firmado por Eddie Wilson, jefe de personal de Ryanair, se presiona a los trabajadores para que informen antes de las 18.00 horas de mañana 18 de julio sobre si harán huelga o no: "Si no respondes, entonces recibirás el jueves un email personal preguntando tu respuesta", advierte la compañía en la misiva, a la misma vez que recuerda a sus empleados el dinero que perderán de sus nóminas si se acogen a la huelga: "A la tripulación que realice huelga no se le pagarán los subsidios básicos, de prestaciones o sectoriales y también perderá la bonificación de productividad de 150 euros de julio. La pérdida en la nómina será de más de 360 euros para un Junior y más de 480 euros por un Número Uno".

Al final de la misiva, la compañía da tres opciones para que sus empleados informen a la compañía y ésta pueda actuar en consecuencia. Si se elige la primera, se opta por no hacer huelga; si se elige la segunda, se informa de la intención de seguir la huelga y si se elige la tercera y última, el tripulante reconoce que estaría en días libres pero se ofrece voluntario para trabajar.

Sin embargo, tripulantes de Cabina del Aeropuerto de Palma aseguran que "nadie va a contestar a ese mail": "Ryanair sigue en la suya de asustarnos, de amedrentarnos, pero no lo vamos a permitir. Tenemos derecho a hacer huelga y a no decir si la vamos a hacer o no", insisten y aseguran que a sus reivindicaciones laborales se ha unido la solidaridad con los cuatro compañeros de Palma despedidos el viernes pasado por la compañía tras un vuelo en Palma del pasado 8 de julio en el que declararon al comandante de la aeronave sentirse fatigados al superar el máximo de horas de vuelo permitido por la normativa aérea europea.