lunes, abril 15, 2024
- Publicidad -

Trucos de belleza para brillar en San Valentín

No te pierdas...

Neus Hilari
Neus Hilari
Escribo sobre influencers, belleza, moda y todo lo que tenga que ver con personalidad y personalidades. Cuando no escribo, estoy leyendo alguna revista del corazón o viendo algún reality, mi placer culpable.

Se acerca el día de San Valentín y probablemente ya estés haciendo tus propios planes para celebrar el amor por todo lo alto. Una cita especial, una salida en pareja o una cena romántica en casa.

Sean cuáles sean tus planes para el día de los enamorados, una cosa está clara: tienes que estar radiante para enamorar. En este día todos los detalles cuentan: no solo es necesario elegir el vestido perfecto, sino preparar tu piel, tu rostro y tu cabello es esencial para lucir perfecta el día que el amor está en el aire. Y, cómo no, también el resto de días del año.

Consejos de belleza para estar perfecta en San Valentín

Elegir el maquillaje idóneo, destacar tu mirada o seducir con una melena sedosa. Para brillar en San Valentín tienes que adaptar tu rutina de belleza con unos cuidados extra que te ayudarán a enamorar a quien más quieres. Descubre los mejores consejos de belleza y prepárate para lucir tu mejor versión en este día tan especial.

Prepara tu piel

Una piel suave y sedosa, lista para acariciar es muy importante en San Valentín. Para lograrlo, durante estos días previos introduce algunos cuidados especiales a tu rutina de belleza, como un buen exfoliante. Ayudará a eliminar las células muertas de la superficie de la piel y a revelar una textura más suave, sin impurezas.

La exfoliación fomenta la renovación celular natural para eliminar las partículas acumuladas en la superficie, limpiar en profundidad y reducir la apariencia de los poros. Además, solo cuando la piel está perfectamente limpia es capaz de absorber mejor los beneficios de los tratamientos que apliques después, ya que está libre de impurezas que pueden actuar como una capa oclusiva.

Para el rostro, lo ideal es elegir un producto exfoliante suave, que no irrite la piel. Las fórmulas que incorporan gránulos a base de ingredientes naturales, como la nuez de albaricoque o la semilla de cacao, son perfectas para ello.

Exfoliante Para El Rostro
La exfoliación facial es ideal para suavizar la piel / Pexels

A la hora de exfoliar el cuerpo, puedes elegir fórmulas con un grano más intenso, sobre todo para las zonas con más tendencia a acumular células muertas, como las rodillas o los codos. Además, si están enriquecidas con activos como la vitamina C darás un extra de luz a tu piel.

Suavidad e hidratación

Recuerda, la clave para la piel del cuerpo en San Valentín está en la suavidad. Es una celebración donde los besos y los abrazos son los grandes protagonistas. Para ello, después de la exfoliación corporal, envuelve tu cuerpo con una crema hidratante ligera, que no aporte residuo graso.

Es también la ocasión perfecta para aprovechar y dar un toque especial de luz a la piel de tu cuerpo, por ejemplo con fórmulas enriquecidas con partículas luminosas, que darán un acabado brillante a la piel. Si no quieres aplicarlas en todo el cuerpo, puedes hacerlo en esas áreas más sugerentes, como el escote.

Rostro de porcelana

Después de preparar la piel del cuerpo, toca hacer lo propio con el rostro. Sí, un buen maquillaje puede ser la clave de tu look de San Valentín. Pero para que quede perfecto, es tan importante la elección del estilo de maquillaje como los productos previos que hidraten tu piel.

Por eso, antes de la base de maquillaje puedes aplicar una mascarilla enriquecida con sérum hidratante, que ayudará a que tu piel se vea más luminosa, o una con efecto tensor, que ayudará a aportar a tu rostro un efecto lifting perfecto.

Mascarilla Para Hidratar El Rostro
Una mascarilla hidratante prepara la piel para el maquillaje / Pexels

Una vez tu piel esté completamente hidratada, elige una base de maquillaje ligera y de acabado luminoso, que ayude a unificar la piel suavemente, cubrir imperfecciones pero sin un efecto máscara. Intenta huir de los acabados mate o muy pesados: en la naturalidad está el secreto de la belleza.

Potencia tu mirada

La mirada es el espejo del rostro y habla de ti por sí misma. Potencia su fuerza con un maquillaje que enfatice su forma y enmarque tus rasgos. Los ahumados, que fueron la tendencia imperturbable hace unas cuantas temporadas, vuelven este año con fuerza para destacar la intensidad de la mirada. Eso sí: mejor elige tonos marrones o teja y no en negro, darán un acabado más natural al look.

Si eres una romántica empedernida, las sombras en tonos rosados también son tendencia esta temporada. Y qué mejor ocasión que ponerlas a prueba, que el día de San Valentín. Combínalas con un toque de sombra glitter en el lagrimal para abrir la mirada y dar más luminosidad.

Por último, en tu mirada no puede faltar un buen toque de máscara de pestañas para alargarlas, darles volumen y aportar definición a tus ojos.

Labios listos para besar

Es importante que en una cita de San Valentín tus labios tengan una apariencia impecable y sensual. Para lograrlo, es importante prepararlos antes de aplicar color, del mismo modo que hemos hecho con la piel.

La noche antes de San Valentín, puedes aplicar una mascarilla de labios para suavizar la piel y difuminar pequeñas líneas de expresión. Si eliges una que contenga ácido hialurónico, además de rellenar arruguitas, también ayudarás a dar un efecto de mayor volumen a tus labios. En cuanto al tono, en San Valentín triunfan las gamas de rojos y rosas: desde el rojo pasión, al burdeos hasta los rosas fucsia o frambuesa.

Maquillaje De Labios Rojos San Valentín
Los labios rojos siguen siendo la mejor apuesta en San Valentín / Unsplash

Para asegurarte de que el color se mantendrá impecable y en su sitio, es importante delinear los labios por su contorno antes de aplicar la barra. Luego, solo tendrás que rellenar el interior con tu color favorito y difuminar con el lápiz. Si quieres dar un toque de luz extra a tus labios, aplica un poco de gloss transparente en el arco de cupido: brillarán con luz propia.

Peinado perfecto

No solo es importante poner atención a la piel y el maquillaje en San Valentín: un look perfecto estará completamente arruinado si no lo acompañas de un cabello impecable. Si apuestas por llevar el pelo suelto, puedes ondular suavemente tu melena y decorarla con algún accesorio romántico, como por ejemplo una horquilla en forma de corazón.

Si quieres lucir un recogido en esta ocasión, opta por un estilo no muy tirante, con mechones sueltos que ayuden a enmarcar tus facciones y aporten naturalidad. Apuesta por dejar al descubierto zonas tan sensuales como la nuca, los hombros y el cuello.

Perfume envolvente

En una noche en que todos los detalles cuentan, debes saber cómo perfumarte para que tu aroma deje una estela que enamore. El aroma es una arma de seducción muy importante: ¿sabes que uno de los primeros sentidos que se activa cuando nos enamoramos es el olfato?

Elige bien qué perfume usarás en tu celebración de San Valentín y aplícalo antes de vestirte, para evitar manchas en la ropa. Para que el perfume dure más, aplícalo en las llamadas «zonas cálidas», donde se encuentra el pulso y es más elevado el riego sanguíneo, como el cuello, las muñecas o detrás del lóbulo de la oreja.

Cómo Lograr Que El Perfume Dure Más
Aplicar el perfume en zonas como el cuello o las muñecas hace que perdure más / Unsplash

Y si quieres que tu melena también huela tan sensual como tu piel, evita rociar directamente el perfume sobre el pelo. Las fragancias suelen contener alcohol y podría resecar tu cabello. Pulveriza un poco de perfume sobre tu cepillo y péinate suavemente antes de salir.

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -