domingo, marzo 3, 2024
- Publicidad -

Operación policial contra Bolsonaro y aliados por supuesto intento golpista

La Policía Federal de Brasil ha puesto en marcha una operación contra el expresidente y varios de sus aliados por su implicación en una trama golpista

No te pierdas...

La Policía Federal de Brasil ha lanzado una operación contra el expresidente Jair Bolsonaro y varios de sus aliados, incluidos tres ministros de su gobierno y varios militares de alto rango, por su presunta participación en un complot para mantenerlo en el poder después de las elecciones de octubre de 2022.

El expresidente de Brasil, Jair Bolsonaro, inhabilitado políticamente durante 8 años

Los agentes llevaron a cabo registros en la casa de Bolsonaro en Angra dos Reis, en el Estado de Río de Janeiro, al mismo tiempo que le dieron un plazo de 24 horas para que entregara voluntariamente su pasaporte. Entre las medidas cautelares también se incluyen la prohibición de salir del país, de comunicarse entre los investigados y la suspensión de sus funciones públicas.

La operación ‘Tempus Veritatis‘ ha llevado a cabo una treintena de registros y cuatro detenciones preventivas, incluidas las de dos exasesores de Bolsonaro, Filipe Martins y el coronel Marcelo Camara, y la del mayor de las Fuerzas Especiales del Ejército, Rafael Martins. Entre los investigados se encuentran el exministro de Defensa, Paulo Sérgio Nogueira, el exministro de Justicia Anderson Torres, el exministro de Defensa Walter Braga Netto y el líder del Partido Liberal, Valdemar Costa Neto, entre otros.

Xavier Trias afirma que el PSOE estuvo detrás del 23-F y vincula el golpe de estado a la LOAPA

Según la investigación, los sospechosos difundieron teorías infundadas de fraude electoral antes de las elecciones de 2022 para legitimar una intervención militar posterior. Jair Bolsonaro ha negado su participación, afirmando: «Salí del gobierno hace más de un año y sigo sufriendo una persecución implacable. Olvídenme, ya tienen a otro gobernando el país».

La trama constaría de dos partes, una primera llevada a cabo por ‘milicias digitales‘ para difundir supuestas irregularidades electorales, y una segunda parte, respaldada por algunos militares, para llevar a cabo el golpe. La Policía halló un ‘borrador’ golpista que incluía los arrestos de jueces del Tribunal Supremo y el presidente del Senado. Bolsonaro habría pedido retirar algunos nombres, pero no el del juez De Moraes.

Además, se descubrió que militares afines presionaron a los contrarios y que un asesor de Bolsonaro recibió dinero para cubrir los gastos relacionados con el presunto golpe.

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -