martes, mayo 28, 2024
- Publicidad -

Alerta de seguridad en Francia por amenazas de bomba

No te pierdas...

El Museo del Louvre se vio forzado a cerrar sus puertas y evacuar a visitantes este sábado debido a una amenaza de atentado terrorista, según informó la propia institución. Esta decisión se tomó en un contexto de creciente preocupación en Francia, después de que un joven checheno islamista asesinara a un profesor en un liceo en Arrás el día anterior.

La alerta se generó a raíz de amenazas por escrito recibidas por el museo, que hicieron que las autoridades tomaran medidas inmediatas para salvaguardar la seguridad de los visitantes. Horas más tarde, el Palacio de Versalles también fue evacuado debido a una amenaza de bomba, afectando a miles de turistas. Se informó que el Palacio de Versalles no reabrirá sus puertas después de la evacuación.

Las amenazas de bomba se originaron en un mensaje anónimo publicado en una página web aún no identificada. Hasta el momento, las autoridades no han informado sobre incidentes durante la evacuación en ninguno de los lugares.

En medio de la conmoción por el reciente ataque islamista en Arrás, la presidencia francesa anunció un despliegue de hasta 7.000 militares de la operación Sentinelle en todo el país, respondiendo así a la elevación de la alerta terrorista.

La Policía francesa informó que se han realizado nueve arrestos en relación con el asesinato del profesor Dominique Bernard, de 57 años. La mayoría de los detenidos tienen vínculos familiares o conexiones con el joven checheno Mohamed M., quien fue el autor material del crimen y permanece bajo custodia policial.

Desde 2012, los atentados yihadistas en Francia han dejado un saldo de 272 personas fallecidas y 1.200 heridas, con una intensificación de la violencia especialmente en 2015 y 2016.

Mohamed M. ya estaba bajo la vigilancia de los servicios secretos franceses debido a sus simpatías islámicas, e incluso fue interrogado por la policía en la víspera del atentado. Sin embargo, en esa ocasión fue puesto en libertad al no encontrarse pruebas de que estuviera planeando un acto violento.

El atacante proviene de una familia ruso-chechena que llegó a Francia en 2008 y que, en un intento por ser expulsada, fue deportada en 2014, aunque finalmente solo el padre fue deportado varios años después, en 2018.

En respuesta a estos acontecimientos, grupos de la ultraderecha francesa han exigido la dimisión del ministro del Interior, Gérald Darmanin, por lo que consideran una subestimación del peligro y han solicitado su comparecencia ante la Asamblea francesa.

El propio ministro Darmanin ha reconocido que el ataque en el Liceo Gambetta de Arrás guarda relación con la respuesta militar de Israel a los ataques de la milicia islamista palestina Hamás. La situación de seguridad en Francia continúa siendo motivo de preocupación y debate en el país y en el ámbito internacional.

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -