sábado, marzo 2, 2024
- Publicidad -

Culpable el «carnicero tatuador» de Valdemoro (Madrid)

La Fiscalía quiere que se le condene a 25 años de cárcel al entender que asesinó a la joven de 18 años porque estaba obsesionado con la muerte

No te pierdas...

El jurado popular ha declarado culpable a Leonardo Valencia, el denominado «carnicero tatuador» de Valdemoro (Madrid), del asesinato de Emilce, de 18 años, en 2019 y de profanar su cuerpo mutilándolo, aunque han declarado no culpable a la que fuera su novia en ese momento de encubrir el crimen.

Detenido un tatuador en Ibiza por abusar sexualmente de sus clientas

Desde el juzgado dicen que el jurado, no ha apreciado que la víctima fuera especialmente vulnerable, lo que hubiera supuesto una petición de condena a prisión permanente revisable, como solicitaban las dos acusaciones particulares.

Por otro lado el jurado ha creido no culpable a la otra procesada, Celia B.M.A., a quien las acusaciones particulares culpaban de encubrimiento por haber colaborado presuntamente en la limpieza del escenario de los hechos y en la compra de diverso material con el que Leonardo pretendía deshacerse del cadáver de Emilce.

La Fiscalía quiere que se le condene a 25 años de cárcel al creer que asesinó a la joven porque estaba obsesionado con la muerte, como demuestra el hecho de que tuviera en su casa decoración satánica y que cortara de forma minuciosa partes del cuerpo de la víctima como una lámina que tenía colgada en la pared.

Pide 3 años para el carnicero

Por su parte, la defensa alegaba que se trató de un homicidio imprudente y solicitaba que se apreciase la atenuante muy cualificada de confesión y de consumo de drogas, por lo que debería ser condenado a tres años de cárcel.

Pero el jurado no ha considerado acreditadas esas atenuantes, por lo que se recurrirá la resolución judicial, toda vez que entienden «acreditada» la confesión del crimen por parte de Leonardo cuando fue detenido por la Guardia Civil.

Un jurado juzga al hombre acusado de descuartizar a su novia en Vinaròs

En el juicio celebrado en la Audiencia Provincial de Madrid, el acusado declaró que Emilce, a la que previamente había tatuado una daga en el brazo, murió por asfixia al ponerse una máscara sadomasoquista en el transcurso de unos juegos sexuales la madrugada del 16 de octubre de 2019.

Además, el «carnicero tatuador» culpó a la que entonces era su novia de la decisión de desmembrar a la joven para deshacerse del cuerpo.

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -