lunes, mayo 27, 2024
- Publicidad -

El Parlamento de Andalucía aprueba los proyectos de ley de 2 universidades privadas

No te pierdas...

David Durán
David Durán
Periodista, escritor y comentarista, especializado en el motorsport y e-sports. Corresponsal en Andalucía para Estrella Digital.

El Parlamento de Andalucía aprobó los proyectos de ley que reconocen dos nuevas universidades privadas que se levantarán en Andalucía durante los próximos años. Estas serán la CEU Fernando III, que será la segunda universidad privada ubicada en Sevilla, así como la Universidad Tecnológica Atlántico-Mediterránea (Utamed) que tendrá su sede en Málaga. Es decir, dos nuevas universidades privadas ubicadas en las dos ciudades principales de la comunidad autónoma, donde se está centrando el desarrollo tecnológico y empresarial en estos años con el PP de Juanma Moreno al frente.

Estas dos universidades privadas han visto aprobadas sus respectivos proyectos de ley mediante votaciones separadas en la sesión del Parlamento de Andalucía del pasado miércoles 27 de septiembre, contando con los votos a favor del PP Andalucía así como de Vox. Tanto el PSOE Andalucía como los grupos parlamentarios Por Andalucía y el Grupo Mixto-Adelante Andalucía votaron en contra en ambos casos.

Los populares han mantenido en todo momento que la aprobación de estas universidades privadas ha seguido un desarrollo normativo y parlamentario escrupuloso, además de asegurar que se mantendrán los mismos criterios de rigor que en las universidades públicas, algo que han pedido de manera manifiesta los rectores de las universidades públicas andaluzas que han participado en el Pleno del Consejo Andaluz de Universidades. Asimismo, el PP Andalucía, a través de su parlamentario Daniel Castilla, ha recordado frente a las críticas de la izquierda que la única universidad privada presente en Andalucía la aprobó el PSOE cuando estos estaban al frente de la Junta de Andalucía.

La posición en contra de los grupos de izquierdas se ha basado, en esencia, en la defensa férrea de las universidades públicas, además de criticar los procedimientos «casi calcados» que han seguido para la aprobación de ambas universidades públicas. El portavoz del Grupo Mixto-Adelante Andalucía, José Ignacio García, ha catalogado estas medidas de «chiringuitos» para desmontar el modelo actual y privatizar el sistema universitario por parte del gobierno de Juanma Moreno. Según cuenta Europa Press, el presidente del Parlamento Jesús Aguirre ha tenido que llamarle la atención al llamar «gentuza» a los promotores de la Utamed, los cuales estaban representados en la tribuna de invitados en ese momento.

Estas críticas vienen, además, después de que Juanma Moreno estuviera presente en la toma de posesión del nuevo rector de la UNIA (Universidad Internacional de Andalucía), José Ignacio García Pérez en el Palacio de San Telmo en la misma jornada. En el acto, Moreno recalcó la inversión que en la actualidad lleva a cabo en las universidades en relación a su PIB – además de haberse incrementado esa inversión en 250 millones en los últimos años, un incremento del 18%.

Parlamento De Andalucía Universidades

Los rectores de universidades públicas reclaman igualdad frente a las nuevas universidades privadas

En el comunicado conjunto entre los rectores asistentes al mencionado pleno, se destacan varios aspectos. El primero, el hecho de que la implantación tanto de la CEU Fernando III como la Utamed carece de una estrategia universitaria, algo que se ha pedido en reiteradas ocasiones a la Junta de Andalucía. En segundo lugar, también piden igualdad frente a las privadas que se están alzando en el Parlamento, una competitividad y oferta universitaria justa. Esto pasa no sólo por requisitos de calidad en la formación académica, sino también en el desarrollo de políticas de investigación y transferencia del conocimiento.

«La propuesta de implantación de estas dos nuevas universidades privadas, que vendría a sumarse a las dos que recibirán hoy luz verde, adolece de una estrategia universitaria que hemos reclamado a la Junta de Andalucía en reiteradas ocasiones. Las Universidades públicas de Andalucía estamos convencidas de que, por el bien del sistema de enseñanza superior de nuestra Comunidad Autónoma, resulta esencial consensuar una estrategia universitaria que nos permita abordar el proceso de forma racional, ordenada, coherente y siempre respondiendo a las necesidades y demandas de la sociedad.»

«En definitiva, un desarrollo estratégico que permita al sistema caminar hacia un mapa de titulaciones de forma que resulte en una oferta universitaria coherente, pertinente y bien articulada que satisfaga las necesidades formativas de la ciudadanía andaluza y española«, comentan los rectores de las universidades de Sevilla (tanto la Universidad de Sevilla como la Pablo de Olavide), Granada, Córdoba, Cádiz, Málaga, Almería, Huelva y Jaén.

«Uno de los argumentos que suele emplearse para justificar la implantación de universidades privadas en un determinado territorio -algo completamente legal que, desde las Universidades Públicas Andaluzas, obviamente, no discutimos- es el de fomentar la competencia, en el entendimiento de que será positiva para que las universidades públicas presten mejor su servicio público. Ahora bien, defendemos que sólo puede competirse en condiciones de igualdad, esto es, con las mismas reglas de juego, ya que en caso contrario la presunta competencia brillará por su ausencia. Y aquí reside uno de los problemas básicos: las distintas reglas y normas que se aplican a unos y otros en cuestiones tan básicas como los requisitos para implementar títulos.»

«Por tanto, reiteramos, como se ha venido haciendo en diversos comunicados, nuestra convicción de que cualquier incorporación de una nueva universidad al sistema universitario andaluz, o cualquier ampliación de la oferta de titulaciones en las ya existentes, debe pasar siempre por la exigencia a estas instituciones de los mismos estrictos requisitos de calidad que se demandan a las universidades públicas andaluzas, tanto en el ámbito de la formación académica, como también en el de la implantación y desarrollo de políticas de investigación y transferencia del conocimiento, que deben estar suficientemente acreditadas, así como en el de la puesta en marcha de programas de responsabilidad social, siendo obligación ineludible de las autoridades competentes y de la Agencia para la Calidad Científica y Universitaria de Andalucía (ACCUA) velar por el cumplimiento de estos requisitos desde el momento de su creación y durante todo el desarrollo de sus actividades, de la misma manera que lo hace con las universidades públicas de esta comunidad autónoma. Solo con estas condiciones las universidades públicas andaluzas podrán continuar siendo una fuente de innovación y progreso para sus respectivos territorios y el principal agente de ascenso social y bienestar de la ciudadanía«, culmina el comunicado conjunto.

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -