domingo, abril 21, 2024
- Publicidad -

El Aston Martin Valkyrie podría (por fin) correr en Le Mans y WEC en 2025

No te pierdas...

David Durán
David Durán
Periodista, escritor y comentarista, especializado en el motorsport y e-sports. Corresponsal en Andalucía para Estrella Digital.

Durante los meses de verano Aston Martin no sólo ha tenido movimiento a nivel de competición en la Fórmula 1 y en el Mundial de Resistencia con sus coches GTE. Según varias fuentes, se está trabajando en la recuperación del proyecto del Valkyrie Hypercar para competir en el WEC y pelear contra otras marcas, además de que supondría un retorno oficial de Aston Martin a las 24 Horas de Le Mans. Ahora bien, este proyecto no empezaría a verse en pista hasta, al menos, la temporada 2025, basándose en el espectacular Valkyrie que ya está en las calles.

De hecho, el Valkyrie fue uno de los primeros coches que se esperaba que aparecieran una vez se anunció la categoría Hypercar para el Mundial de Resistencia, sustituyendo a los anteriores y costosos LMP1. Un hipercoche de tremendas prestaciones desarrollado por Adrian Newey en una colaboración entre Aston Martin y Red Bull (cuando, años atrás, eran marcas asociadas antes de que Lawrence Stroll cambiara el rumbo de la firma británica) con un sistema de propulsión híbrido para su versión corriente. Aparte, está la versión track only, el Valkyrie AMR Pro, que ya adelantaba algo de la tecnología que estaba prevista para el Hypercar de competición, sin la propulsión híbrida.

Ahora bien, años atrás este proyecto del Valkyrie de competición se quedó como tal en los cajones de Aston Martin, centrándose la marca en sus esfuerzos en Fórmula 1 – después de ganar el título en LMGTE en 2019/2020, la marca también dejó a nivel oficial el Mundial de Resistencia, aunque diferentes equipos privados han continuado llevando los Vantage GTE. En la categoría principal no ha estado Aston Martin desde el horrendo AMR One LMP1 de 2011, uno de los peores coches que se recuerdan de la categoría y que fue descartado tras su fracaso en Le Mans (donde apenas duraron cuatro vueltas).

Según las informaciones procedentes de Autosport, Aston Martin está preparando de nuevo el proyecto junto a la estructura Heart of Racing, dirigida por Ian James y con el gigante de Valve Gabe Newell como copropietario (su hijo Gray ha competido con este equipo con un Mercedes AMG GT3, estando Mercedes aliada con Aston Martin en la actualidad). Estaríamos hablando de un Hypercar LMH como los Toyota, Ferrari o Peugeot (aparte están el Vanwall y el Glickenhaus, si bien estos no son Hypercars híbridos, así como el futuro Isotta Fraschini), no un LMDh como los Porsche, Cadillac, Acura, BMW o los futuros Lamborghini y Alpine que llegarán en 2024.

En principio, el Valkyrie seguiría llevando el V12 6.5 de admisión natural desarrollado junto a Cosworth, sin turbos, que monta la versión de calle (y que le da su característico sonido agudo, distinguiéndose de todos los superdeportivos actuales), adaptándose a la normativa del Mundial de Resistencia. De momento no han trascendido más detalles, si bien se entiende que sería un esfuerzo conjunto entre el equipo de Aston Martin en la sede de Silverstone (la misma que la del equipo de Fórmula 1) y desde Estados Unidos, estando Heart of Racing en Florida.

Mientras tanto, Heart of Racing ya está presente en el Mundial de Resistencia y trabajando con Aston Martin. De hecho, son quienes operan el coche de Northwest AMR en el que compite de manera habitual Alex Riberas, uno de los pilotos españoles presentes en el campeonato.

Aston Martin Valkyrie Amr Pro

¿Seguirá el Valkyrie la historia de Aston Martin en Le Mans?

En otros tiempos, Aston Martin era una de las marcas habituales de carreras de resistencia, cuando se corría con deportivos y prototipos. De hecho, logró ganar en Le Mans 1959 cuando Roy Salvatori y Carrol Shelby llevaron hasta la victoria el DBR1/300 por delante de la unidad hermana de Maurice Trintignant y Paul Frère por delante de los Ferrari, Lotus y AC. Aston Martin siguió muy ligada a las carreras de deportivos y resistencia, antes de que los sport prototipos aparecieran y dieran lugar a los monstruos de los setenta.

Desde entonces sólo han logrado victorias de categoría, lejos de las seis y siete victorias absolutas de sus compatriotas Bentley y Jaguar. Y, por supuesto, de las diez de Ferrari, las trece de Audi y las diecinueve de Porsche, quienes de una forma u otra llevan medio siglo corriendo en Le Mans. Sí que han tenido más éxitos en categorías de GT, siendo la más reciente la consecución del título mundial antes de replegar el equipo oficial en 2019/2020.

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -