Viernes 16.11.2018
el negocio del cannabis

El porqué de la prohibición del consumo de marihuana

Si hacemos un poco de memoria histórica, descubriremos que la prohibición que se efectúa sobre el consumo recreativo de la planta de la marihuana no viene derivada de los efectos que pudiera tener sobre la salud, sino de un momento puntual, político y económico que se vivió en Estados Unidos de Norteamérica, de donde procede dicha prohibición

Planta de cannabis.
Planta de cannabis.

Para entender esta situación tan peculiar hay que remontarse al 5 de diciembre de 1933, al momento en el que si dio por finalizado los 13 años de ley seca en el que se prohibió la venta de bebidas alcohólicas en este país. Esta situación dejo huérfana a todo un entramado policial, de cuerpos especiales encargados de la persecución y detención de delincuentes relacionados con el alcohol.

Esta institución debía buscar rápidamente una nueva cabeza de turco que sustituyera el hampa del alcohol para no perder las inversiones y las subvenciones estatales que se recibían hasta entonces, encontrando en los consumidores e importadores de marihuana mexicanos su nueva ley seca que mantendría el estatus de este cuerpo policial.

Después de esto, que el resto de los países siguieran sus pasos, debido a la cada vez más importancia política y económica que iba adquiriendo los Estados Unidos, era solo cuestión de tiempo y no hubo mayores problemas.

Hemos contado esta historia, para entender el cambio de paradigma que la sociedad moderna está sufriendo con respecto al consumo de esta planta, como su prohibición respondía a una salida política y económica especial que no tenía demasiada relación con sus posibles efectos tóxicos en la salud.

Ahora, cuando la medicina y la ciencia la recomiendan para fines terapéuticos, nos enteramos de los muchos beneficios que obtienen de ella algunos enfermos con patologías determinadas. La concepción que se tiene en la actualidad dista mucho de la que produjo la prohibición norteamericana.

El consumo de cannabis se hace público

 El temor que sentían los consumidores en las décadas pasadas comienza a desaparecer y no son pocos los famosos y la gente pública que dice abiertamente ser consumidora o cultivadora de cannabis. De hecho, cultivarla y después venderla para uso medicinal se está convirtiendo en un negocio ideal para tienda online que promete muchos beneficios a medida que las leyes vayan siendo más permisivas con su comercialización, algo que a juzgar por los expertos no tardará en llegar.

Valga como ejemplo la tienda especializada Bob Grow, si quieres ver grow shop de éxito en la red, entra en este enlace para conocer todo lo que tiene que tener ecommerce de este sector de negocio, y si quieres conocer a algún famoso que haya hecho de la agricultura del cannabis su forma de vida, podemos hacer referencia a Tyler Dooley, sobrino de la actriz Meghan Markle, que se introdujo en este negocio millonario cuando se legalizó en Oregón, estado norteamericano, el cannabis recreativo.​

Pero no es el único que no se oculta, desde el icono de la música reggae, Bob Marley, hasta actores archi famosos como Johny Depp o Brad Pitt, o el deportista ganador de 8 medallas de oro Michael Phelps, entre otros muchos, Esto es la prueba fehaciente que el temor a decirlo públicamente está desapareciendo.

 El cambio en el mundo de la marihuana se vive en la red​

Como suele ser habitual, es en internet donde primero se experimentan los cambios sociales, las tendencias generacionales y los cambios culturales. En relación al cambio de percepción que se vive con la marihuana en los últimos años, no podía ser menos.

Es en la red donde más información se vierte sobre su cultivo y consumo, sobre los beneficios de la marihuana medicinal y también, por supuesto, de sus posibles daños al organismo. Es en la red global donde más crece el negocio del cannabis con la apertura de tiendas online o el acceso a bancos de semillas para los que optan por cultivarlas, porque si hay una especialización alrededor del mundo del cannabis esta es sobre sus semillas.

El interés por desarrollar nuevas semillas, más fuertes, más rápidas y con mejores propiedades ha proporcionado una enorme variedad, cada una con sus propiedades específicas. Además, su combinación y tratamientos siguen originando nuevas especies, lo que la hace muy difícil de cuantificar y catalogar. Las más comunes son las de Cannabis Sativa, Índica y Ruderalis y los tipos pueden ser regulares, feminizadas, autoflorecientes y las más recientes semillas medicinales.

Todas ellas se pueden conseguir por internet rápida y económicamente, acelerando el proceso de  aceptación por parte de la sociedad.

Comentarios