miércoles 22.01.2020
BELLEZA

Así se aplica la base de maquillaje para el selfie perfecto

Escoger bien la base de maquillaje y aplicarla correctamente puede convertirse en una buena tarjeta de presentación además de lograr tu mejor selfie, o eso es lo que dicen los expertos. ¿Las claves? Utiliza la cantidad exacta, elige una textura que se funda con tu piel y extiéndela bajo el foco de luz adecuado

Modelo. | Giorgio Armani
Modelo. | Giorgio Armani

Como afirman los maquilladores, “el maquillaje es una herramienta de expresión importante para las mujeres”. Ya sea para recrear looks creativos con colores pop o más clásicos para una imagen más seria, lo primero que hay que hacer es elegir y preparar muy bien la piel mediante la base de maquillaje o fond de teint.  A lo largo de la historia han mejorado las fórmulas, ahora son más ligeras, respetuosas con la piel, y duraderas. Igualmente se ha ido modificando la forma de aplicación y aumentado la cantidad de tonos que se ofrecen a las consumidoras. Desde la firma Lancôme nos dan las claves para aplicar las bases como un auténtico make up artist:

1. Extiende siempre la base de maquillaje sobre la piel bien limpia e hidratada, dejando que la crema se absorba bien. Hazlo mediante un ligero tecleteo sobre el rostro para que el resultado sea uniforme y no deje rastros grasos sobre el cutis.

2. Si tienes manchas, granitos, líneas de expresión, evita enmascararlos con mucho maquillaje. Esto sólo los hará destacar más, por la diferencia en la textura de la piel. Lo ideal es poner la mínima cantidad posible de producto.

3. La base debe fundirse a la perfección con la piel cuando se aplica. De esta manera, se obtiene una cobertura ligera y el acabado parece natural, transparente, más luminoso y joven.

4.Una vez sobre el rostro, difumina la base muy bien. Nunca debe notarse la diferencia entre la parte de piel donde has aplicado base y donde no. Para difuminar la demarcación, lo mejor es hacerlo con una brocha o esponja.

5. Según los maquilladores, la base de maquillaje fluida es la más vendida porque funciona bien en todas las pieles. Si necesitas un extra de consistencia porque tu piel es muy seca, conviene optar por la cremosa. Por otro lado, si quieres matificar zona T o piel con tendencia grasa, los polvos van muy bien.

6. A la hora de maquillarte, hazlo si es posible con luz natural que ilumine de frente, para que no distorsione los volúmenes. Si no puede ser, al menos que la luz de la bombilla no venga de arriba porque crea muchas sombras.

7. Hazlo siguiendo un orden. Se empieza aplicando unos toques de base en la zona T (nariz, frente y barbilla), y de ahí se va difuminando hacia los lados y hacia fuera por mejillas, resto de la frente, mentón y cuello.

8.Elige el tono correcto. Para acertar, pon varios tonos en la línea de la mandíbula, uno al lado del otro, explican desde Lancôme. El tono que veas que desaparece, que se funde con el tono de tu cuello (que no suele tener pecas ni rojeces), ese es el bueno. Si quieres recrear el efecto de tono bronceado, es preferible que acudas a los polvos de sol. Una base de maquillaje muy oscura hace que parezca que tu cara está sucia.

Aliados de belleza:

    •    Teint Idole Ultra Wear, de Lancôme. Con una gama a 40 tonos. (41,50 €).

    •    Les Beiges Touche De Teint de Chanel. Gel fresco e hidratante para la tez. Efecto buena cara luminosa. SPF 25. (55,00 €).

    •    Gemstone Compact Powder , de Rituals (20,50 €).

    •    Edición Limitada Poudre Soleil & Blush, de Clarins (49€).

    •    Power Fabric: Fondo de gran cobertura y larga duración. 25SPF, de Giorgio Armani. (57€)

Comentarios