sábado 28/11/20
MADRID 5-1 BASILEA

El Madrid hace terapia con el Basilea

La buena noticia del partido la protagonizó James, que marcó, asistió y se sacrificó por el equipo

Nacho abrió la lata para los madridistas. | Real Madrid
Nacho abrió la lata para los madridistas. | Real Madrid

El Real Madrid se impuso al Basilea (5-1) en un partido marcado por el bajo nivel de su oponente. El equipo blanco pasó el plebiscito ante su público, aunque Casillas y Benzema tendrán que enfrentarse a nuevas revalidas para obtener el perdón de una grada tan exigente. El francés estuvo desaparecido en combate, hasta que llegó su gol, en un partido en el que Bale y CR7 volvieron a conectar y James dio síntomas de adaptación. El ‘10’ hizo de Di María también en defensa.

El colombiano mostró la calidad que le hizo famoso en el Mundial y además robó unos cuantos balones en el área propia como hacía el mejor Di María. En cualquier caso, el partido no termina de limpiar la imagen del grupo ya que la Champions ofrece rivales indignos en las primeras fases. Este Basilea ha bajado mucho con respecto a las últimas temporadas. El encuentro también sirvió para volver a ver que Nacho es un jugador que siempre lo hace bien, aunque no deslumbre.

Carlo Ancelotti decidió alinear el mismo once que en el derbi, salvo los dos laterales. Nacho entró por Arbeloa en lo que parece un claro toque de atención para el salmantino. Sin embargo, el Bernabéu no se olvidó de sus causas pendientes y pitó a Casillas, Benzema e incluso al técnico italiano desde que sus nombres sonaron por megafonía.

De hecho, la división de opiniones llegó en los primeros minutos hasta tal punto que medio estadio aplaudía cualquier cosa que hacían los suyos, mientras que el otro medio solo buscaba motivos para pitar cualquier acción. El Basilea se limitaba a defender, pero el partido podía convertirse en un infierno si el gol tardaba en llegar.

Pero los jugadores se pudieron sacudir la presión inicial rápido, gracias a una genialidad de James. El colombiano aprovechó el desdoblamiento de Nacho por la banda derecha para meter un tacón perfecto al espacio. El canterano centró, pero se encontró con la pierna de Suchy que desvió el balón a su propia portería. En cambio, la alegría  pudo durar poco a los madridistas, que se llevaron el primer susto en un remate de espuela de Streller que se fue al lateral de la red.

Diez minutos de locura

A partir de ahí, el Real Madrid dominó sin demasiados problemas el encuentro. El rival tampoco le exigía nada y el segundo no tardó en llegar. Modric dio una asistencia estratosférica a Bale, el galés levantó el balón por encima del portero en un buen gesto técnico y remachó en la línea. Después, sin tiempo para respirar el Madrid salió en desbandada y una galopada por la banda derecha de Gareth terminó con un centro que era un caramelito para Cristiano. El Madrid tampoco lo bordaba, pero los suizos eran el rival perfecto para hacer terapia.

Tanto es así que el Madrid hizo el cuarto antes del descanso. James  aprovechó un rechace, después de una gran jugada colectiva en la que Benzema se encontró con las manos de Vaclik. En cambio, no todo fueron buenas noticias para los merengues. Derlis González hizo el gol de la honra para el Basilea en el único disparo peligroso al que se enfrentó Casillas en la primera mitad. Esta vez, el portero de Móstoles no pudo hacer nada para atajar el balón.  

Se llegó al descanso y tras el parón el partido empezó mucho más parado. El Madrid se gustaba por momentos, pero no terminaba de profundizar. Da la sensación de que este equipo jugará a ráfagas durante toda la temporada. Eso permitió al Basilea crear la primera clara del segundo acto. Derlis González se quedó completamente solo contra Iker, pero esta vez no la ajustó tanto y el portero pudo responder bien.

Por otra parte, el Madrid pudo hacer el quinto en un mano a mano que Bale perdonó. El ‘Príncipe de Gales’ estuvo demasiado egoísta, cuando James le había metido otro balón de oro. Después, hubo momentos de desconcierto en los que Pepe pedía a sus compañeros más concentración atrás. Los errores estuvieron cerca de costarle el segundo a los blancos, pero el balón de Schar pegó en el poste. Finalmente, Benzema hizo el quinto en un disparo violentísimo que pegó contra el larguero antes de entrar en la portería. Parecía que ‘el gato’ se había guardado todas las fuerzas para esa única jugada.

REAL MADRID: Casillas; Nacho, Pepe, Ramos (Varane, min. 66), Marcelo; Kroos, Modric (Illarramendi, min. 73), James; Bale, Cristiano Ronaldo y Benzema (Chicharito, min.82).

BASILEA: Vaclík; Samuel (Kakitani, min.64), Schär, Suchy, Xhaka, Safari; Zuffi, Frei (Delgado, min.83), Elneny, González y Streller (Embolo, min. 73).

Goles

1-0, minuto 14, Suchy en propia puerta.

2-0, minuto 30, Bale.

3-0, minuto 31, Cristiano Ronaldo.

4-0, minuto 37, James.

4-1, minuto 38, González.

5-1, minuto 79, Benzema.

Árbitro: Damir Skomina (SLO). Amonestó a Pepe (min.85) por parte del Real Madrid; y a Elneny (min.55), Samuel (min.60) y Xhaka (min.91) por parte del Basilea.

Comentarios