lunes 18.11.2019
CRITICA A LOS MEDIOS

La diosa del desnudo Emily Ratajkowski, la mayor defensora de Melania Trump

La modelo no ha tenido reparo en contar, a través de su cuenta de Twitter, que oyó a un periodista insultar a la primera dama de estados unidos, algo que le ha hecho sacar toda su furia

Emily Ratajkowski. | Imagen de archivo
Emily Ratajkowski. | Imagen de archivo

Pese a que la mayoría de las mujeres feministas se han mostrado muy críticas con la figura de Melania Trump, a la que tachan de mujer florero y de tener un actitud de lo más frívola ante la vida, ha surgido de entre las celebridades americanas una nueva voz que se ha alzado para defender el honor de la nueva primera dama de estados unidos. 

Emily Ratajkowski, popular modelo conocida por no mostrar ningún pudor a la hora de desnudarse, ha querido romper una lanza en favor de la mujer de Donald Trump y ha revelado una confidencia que atañe a Melania a través de su cuenta de Twitter. La primera dama no tiene muy buena relación con algunos medios de comunicación, sobre todo con aquellos que afirmaron que había ejercido la prostitución en la década de los 90 Durante la campaña electoral, un bloguero aseguró que la mujer del presidente estadounidense fue escort en los años 90 (el diario británico se hizo eco de esta acusación y ahora se enfrenta a su mayor reto judicial).

 

Ante esta situación, Ratajkowski, que mantuvo una conversación privada con un periodista del 'The New York Times' que, según ella, tachó de "prostituta" a la mujer de Trump, no quiso callarse y usó las redes sociales para alzar la voz y defender el honor de Melania:  “Me senté junto a un periodista del NYT la otra noche y me dijo: 'Melania es una prostituta'”, escribía la modelo.

Ahí comenzó un discurso muy crítico con los medios de comunicación que adoptan una posición machista a la hora de calificar a las mujeres que se esconden tras hombres de poder, como es el caso de Melania Trump. “Cualquiera que sea tu tendencia política, es crucial llamar a esto por su nombre: deshonra pública. No me importan sus desnudos ni su historial sexual y a nadie debería importarle. Los ataques de género son una mierda sexista desagradable”, apostilló.

Comentarios