lunes, diciembre 5, 2022

Cinco años sin noticias de Francisca Cadenas

La desaparición de Francisca Cadenas en la localidad pacense de Hornachos cumple este lunes cinco años en medio de la desesperación de su marido Diego Meneses y sus tres hijos, José Antonio, Javier y Diego, que temen que se convierta en otro de esos casos sin resolver.

Los vecinos saldrán de nuevo a la calle este domingo, en una concentración convocada esta tarde en la Plaza de España con el lema «Paciencia + confianza: cinco años sin respuestas».

El mensaje de este acto, organizado por la familia, es trasladar que no se están poniendo todos los medios necesarios para resolver la desaparición y que existe un «enorme desigualdad» con otras investigaciones, según ha señalado a Efe José Antonio, el menor de los tres hijos de Francisca.

Su madre, de 1,60 metros de altura, 55 kilos de peso, rubia y con ojos verdes, desapareció cuando contaba con 59 años.

Vestía mallas deportivas oscuras, camiseta de manga corta rosa y zapatillas de deporte la última vez que se la vio, a las 23:15 horas del 9 de mayo de 2017.

A esa hora la mujer salió de su casa para entregarle a un amigo de la familia a su hija pequeña, de la que se había estado haciendo cargo durante la tarde.

Tras dejarle a la niña, retomó el camino de vuelta a su casa, de la que la separaban 50 metros, pero no llegó a ella.

La casa, cuya puerta dejó abierta la mujer, está en una calle cortada.

José Antonio no entiende que con los medios que hay hoy en día no se haya podido resolver la desaparición de su madre, que ocurrió a 50 metros de su casa y en 15 minutos, el tiempo que tardó él en salir a buscarla.

Ha recordado que el caso lo llega la Policía Judicial de la Guardia Civil y ellos siempre han pedido que se haga cargo la Unidad Central Operativa (UCO), que participa de forma indirecta.

Se queja de que las reuniones con la Delegación del Gobierno se producen cuando quiere esta institución y no cuando lo pide la familia porque esté «desbordada psicológicamente» y necesite «calmar su ansiedad».

De hecho, ha manifestado que la última reunión fue hace un año, aproximadamente, a pesar de han hecho varias solicitudes desde entonces para mantener un nuevo contacto.

José Antonio ha indicado que la parte investigadora solo se reúne con su hermano Javier, ya que solo quiere tener un interlocutor.

A la familia, que siempre ha rechazado que la mujer se marchara de forma voluntaria, solo se le dice que tenga «paciencia y confianza» y que están poniendo todos los medios disponibles, pero el hijo de Francisca ha insistido en que sí es así «algo está fallando» y teme que la desaparición de su madre se quede sin resolver.

José Antonio ha subrayado que su padre está «mal» y ha recordado que su abuela Ana Márquez falleció sin saber qué le había ocurrido a su hija.

En un primer momento la engañaron y le dijeron que había sido ingresada, pero cuando llegó la Guardia Civil a la casa a coger pruebas de ADN se dio cuenta de algo estaba pasando y les pidió que le contaran la verdad, ha recordado su nieto. 

Estrella Digital

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias