domingo 23/1/22

Día histórico contra el terror

¡Quién iba a decirnos que lo que mejor funcionaría en la España del siglo XXI fuera la lucha contra el terrorismo! Pues así es. Ayer el Tribunal de Estrasburgo validó la ley de partidos por la que se extrajo de la legalidad a Batasuna y respaldó las sucesivas sentencias del Tribunal Supremo y del Tribunal Constitucional.

Es una enorme satisfacción democrática la que se experimenta cuando se comprueba -hora era- que las instancias europeas amparan la política legislativa y judicial del sistema político español contra el terrorismo y sus cómplices. Aznar y el PP lo hicieron muy bien cuando se plantearon la ilegalización de la llamada izquierda abertzale. El PSOE hizo bien en respaldar la ley y las decisiones del Gobierno en ese sentido. Zapatero se confundió en el "proceso de paz" pero no cuando ha hecho que el PSE pacte con el PP en el País Vasco y cuando ha ofrecido a Pérez Rubalcaba todo el margen necesario para combatir a ETA.

Las relaciones con Francia funcionan en este terreno y la Policía española está ojo avizor. Pronto la Policía Autónoma Vasca nos dará más de una satisfacción, mientras López y Basagoiti transforman allí los hechos y los discursos. Por si fuera poco, ayer eran detenidos, tras un accidente, dos etarras peligrosos. Y unos días antes cayó el "aparato de información de la banda", que imparte instrucciones terminales a sus sayones según se desprende de la información que en exclusiva nos ha brindado Televisión Española y Radio Nacional de España.

A los etarras se les ha acabado el oxígeno y por mucho que dispongan de algún margen en Venezuela o Sudáfrica, por más que sean capaces de asesinar y extorsionar (incluso a niñas de quince años), por mucho que el dramaturgo Sastre amenace (que sí Anson, que amenaza, que es un indeseable, que sobre él tiene que caer la acción de la justicia), lo cierto y verdad es que esa batalla está ganada. La única incógnita sigue siendo el PNV. Porque o en ese partido gana la gente sensata o la alternativa es que se eche al monte y ponga las cosas difíciles. No lo descarto porque históricamente los peneuvistas se han confundido de manera sistemática. Veremos si vuelve Josu Jon... porque Urkullu carece de entidad para rescatar de la sima de inanidad en la que está hundido su partido.

No quiero desviar la atención sobre los graves problemas que hay en España, pero el espaldarazo de la justicia europea a la lucha contra el terror en España es un hito histórico, un punto de inflexión sin retorno... para los terroristas.

Comentarios