jueves, diciembre 1, 2022

Bellos frutos rojos

Para casi todos nosotros son sólo adornos navideños, para los animales silvestres pueden suponer un seguro de vida en el bosque nevado, especialmente durante las jornadas más frías del invierno.

Hablamos de las bayas rojas del acebo, el Ilex aquifolium de los botánicos que por un milagro de la naturaleza ofrece su fructificación precisamente ahora, cuando escasea la comida en el bosque y el matorral. Afortunadamente han pasado los años del expolio de acebo, musgo, muérdago e incluso ramas o ejemplares completos de coníferas. Los viveristas han aprendido a mejorar sus cultivos para surtir el mercado navideño sin Dañar el entorno. Podemos emplear aquí perfectamente el término SOSTENIBLE

Gracias viveristas: disfrutemos fiestas navideñas verdes…con las gotitas carmín del acebo.

Empezar con buen pie

Un cachorro recién llegado a casa. Puede ser el origen de una buena amistad. La frase nos suena, pero en este caso no hablamos de excelente cine, sino de amistad entre dos seres inteligentes: el hombre y el perro. Una amistad que se remonta al periodo neolítico.

Las primeras jornadas de convivencia resultan fundamentales para la educación del cachorro. Cualquier error cometido en este periodo de contacto puede degenerar después en graves problemas de conducta, como agresividad, timidez o exceso de actividad agotadora para la familia. Si el cachorro tiene un carácter equilibrado podemos decir que hemos sido agraciados por la lotería. Si muestra algún problema de carácter es necesario consultar inmediatamente al veterinario, quien seguramente nos remitirá a un adiestrador profesional, aunque sólo sea
para que el animal reciba una enseñanza general básica.

Y recuerde que usted es el amo, y eso quiere decir el lider. El perro es un animal social y tratará de convertirse en el que mande en su horda, es decir, en la familia en que ha aterrizado. Utilice una mezcla de cariño y mando en proporciones igualadas. ¡No permita que mordisquee sus zapatos, ni que muerda la correa ni que mendigue en la mesa! Reprima con suavidad, pero enérgicamente, si gruñe o trata de morder cuando ponemos el plato de comida o acercamos la mano al mismo.

Rechace las peceras esféricas

En acuarofilia lo más barato o lo más simple en apariencia no suele ser la mejor opción para empezar. ¿Han llegado a casa estas navidades unas pequeñas carpitas o unos peces tropicales? Vamos a preparar un buen hábitat para ellos. Los peces son poriblemente los únicos animales comésticos que pueden mantenerse en condiciones prácticamemnte idénticas a las de entorno natural.

Para empezar rechacemos las peceras esféricas. Los peces tienen un sistema de información de su posición y orientación en el agua, llamado línea lateral, que sufre interferencias cuando las vibraciones que se producen en el agua en las peceras tipo globo llegan al mismo, yles hace sufrir estrés intenso. Vamos a proporcionar un acuario prismático bien equipado a nuestro “Nemo” particular.

Naturalia

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias