martes, febrero 7, 2023

Pinta bien

No te pierdas...

Pinta bien. El nuevo Gobierno, pinta bien, pero ya se sabe que solo la mar dice cuando un barco es bueno, así que habrá que esperar. En este caso, esperar a los resultados del tratamiento económico para hacer frente a los tres principales problemas que tiene planteados España: el paro (cinco millones de desempleados), la deuda (solo en intereses este año hemos pagado 21.000 millones de euros) y el déficit (6 por ciento).

La travesía es infernal. A los lectores de los clásicos les recordará a Cerbero, el mitológico can de tres cabezas que guardaba las puertas del Hades. Rajoy, cuando todavía no era presidente del Gobierno, muy pegado a la retranca gallega que prodiga, no pedía los cien días de espera de costumbre: «Me conformo -decía- con 20 minutos». El futuro se avizora «recio», por decirlo en palabras de Jorge Fernández, flamante ministro del Interior. Volviendo al asunto de fondo, para ponderar la solvencia del nuevo Gabinete a partir de las biografías de los nuevos ministros lo primero que salta a la vista es el peso, el crédito profesional y político de la mayoría de los nombrados. Desde luego, en el cotejo con el último Ejecutivo de Zapatero salen ganando. Rajoy se ha rodeado de personas competentes. La mayoría tienen una o dos carreras y han superado oposiciones para ingresar en algunos de los cuerpos de elite del Estado. Tener una  carrera no garantiza el buen juicio -hay ejemplos notables de tontos que parlotean en tres o cuatro idiomas-, pero remite a un universo personal de voluntad de saber, de autoexigencia, de oposiciones culminadas con éxito a base de hincar los codos. Un universo, en definitiva, alejado de la indigencia intelectual de alguno de los miembros y «miembras» que poblaron el anterior Gobierno. Lo dicho: solo la mar dice cuando un barco es bueno. Que empiecen a navegar. Después, habrá que observar la maniobra con ojos críticos y opinar.

Estrella Digital respeta y promueve la libertad de prensa y de expresión. Las opiniones de los columnistas son libres y propias y no tienen que ser necesariamente compartidas por la línea editorial del periódico.

Fermín Bocos

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -