viernes, abril 19, 2024
- Publicidad -

Estos son los coches que ya no pueden entrar a Madrid en 2024

No te pierdas...

A partir de este lunes 1 de enero de 2024, Madrid amplía las restricciones de circulación a todos los vehículos sin distintivo ambiental en su totalidad municipal, un cambio que forma parte de la evolución de la «Madrid Zona de Bajas Emisiones (ZBE)».

Vehículos afectados por las nuevas medidas

La medida se centra en los vehículos catalogados como de categoría ambiental A. Esto incluye:

  1. Vehículos diésel matriculados antes de 2006: Estos vehículos, debido a sus emisiones más altas de óxidos de nitrógeno y partículas, son considerados una de las principales fuentes de contaminación urbana.
  2. Vehículos de gasolina matriculados antes del año 2000: Al igual que los diésel antiguos, estos coches de gasolina contribuyen significativamente a la polución del aire.
Madrid
Ayuntamiento de Madrid

Estos vehículos, que no poseen ningún tipo de distintivo ambiental, serán los principales afectados por la prohibición de circulación.

Excepciones y regulaciones

A pesar de la amplia cobertura de la medida, existen algunas excepciones importantes:

  • Vehículos que paguen el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) en Madrid y estén empadronados en la ciudad antes del 1 de enero de 2022.
  • Vehículos destinados al traslado de personas con movilidad reducida, siempre que estén registrados en el sistema de gestión de accesos de la ZBE y posean una tarjeta de estacionamiento para personas con movilidad reducida.
  • Vehículos clasificados como históricos y los de emergencias.

Periodo de aviso y sanciones

El Ayuntamiento ha establecido un periodo de aviso hasta el 30 de junio de 2024. Durante este tiempo, los titulares de los vehículos que infrinjan la normativa recibirán comunicaciones informativas en lugar de sanciones directas. Sin embargo, a partir del 1 de julio de 2024, las infracciones serán sancionadas con multas de 200 euros (100 euros si se efectúa el pronto pago), consideradas como infracción grave de tráfico.

Esta decisión de la administración de Madrid representa un paso significativo en la lucha contra la contaminación ambiental y la mejora de la calidad del aire en la ciudad. Se espera que estas restricciones no solo reduzcan los niveles de contaminación, sino que también fomenten el uso de medios de transporte más sostenibles y ecológicos.

Madrid se une así a otras grandes ciudades europeas en la implementación de políticas estrictas para controlar la contaminación vehicular, marcando un camino hacia un futuro más limpio y saludable para sus ciudadanos y el medio ambiente.

Entrevista a Borja Carabante Muntada: en el corazón de la política madrileña

Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

Últimas noticias

- Publicidad -