martes, diciembre 6, 2022

Alonso pasa página y ya está inmerso en su proyecto con Aston Martin

Fernando Alonso cerró el pasado domingo en el Gran Premio de Abu Dabi sus dos años con Alpine. La temporada no ha sido precisamente fácil, pues los problemas de fiabilidad le han perseguido durante todo el año, pero eso ya ha quedado atrás. Ahora, tiene por delante un ilusionante proyecto con Aston Martin de cara a 2023 en el que ha depositado toda su energía y motivación. Además, el pasado martes se subió por primera vez al monoplaza verde en los test de Pirelli de Abu Dabi.

Alonso deja atrás dos años complicados

En 2021, Alonso volvió a la Fórmula 1 después de dos años de ausencia en los que se dedicó a disputar otras competiciones. Lo hizo con Alpine, a quien siempre ha considerado «el equipo de su vida», con el que ganó sus dos bicampeonatos y tantas otras carreras. Sin embargo, el ambiente ya no es el que era. En 2022, los problemas de fiabilidad han sido la tónica habitual. Ha tenido que retirarse en seis carreras, pero en entrenamientos libres y clasificación también ha sufrido problemas mecánicos.

Además, la tensión que se ha respirado en el equipo, sobre todo en la segunda mitad de temporada, tampoco era agradable para el asturiano. La historia comenzó con declaraciones de los directivos de la escudería francesa, poniendo en duda el asiento de Alonso para 2023 y pensando en reemplazarle por el jovencísimo Oscar Piastri. Sin embargo, la jugada no les salió bien: Fernando fichó por Aston Martin para 2023 y Piastri, por McLaren.

Después, la rivalidad ha sido evidente con su compañero de equipo, Esteban Ocon. Por un lado, Alpine ha priorizado al piloto francés en algunas mejoras y evoluciones del coche. Por el otro, Esteban no ha sido del todo limpio en la pista con el español. El último encontronazo lo protagonizaron en la carrera al sprint del Gran Premio de Brasil, cuando Ocon le echó fuera en la Curva 4. «Me da la risa. Pasó lo que tenía que pasar cuando salimos juntos. El año pasado lo evité varias veces. Este año casi me lleva contra el muro en Yeda, en Hungría y ahora aquí», afirmó a los medios de comunicación al terminar la carrera.

Es más, el mismo domingo en Abu Dabi protagonizaron una conversación curiosa en un acto de Alpine ante la prensa en el paddock. Fernando estaba repasando las dos temporadas que ha pasado con Alpine y lo emotiva que iba a ser su última carrera, a lo que Esteban respondía entre risas: «Dice que está feliz de irse…«. Alonso no dudó en responder a su compañero de equipo, también tono de humor: «Sí, me alegra irme. Pero al mismo tiempo me entristece dejar a los chicos, ya que tenemos muy buena amistad entre nosotros. Y sí, ojalá el año pasado tengamos un coche más competitivo«.

Su última carrera con la escudería francesa no fue precisamente buena, ya que se tuvo que retirar por una fuga hidráulica en el motor. Alonso se bajó completamente decepcionado, ya que quería ver la bandera a cuadros en esa última carrera. El mismo domingo, horas después de bajarse del coche por última vez, empezó a trasladar todos sus objetos personales al box de Aston Martin.

Aston Martín, ¿un coche ganador?

Actualmente, Alonso tiene todas sus esperanzas depositadas en Aston Martin. La escudería británica ha invertido mucho en el futuro y está creando una nueva fábrica que previsiblemente estará disponible la próxima temporada. También tienen en mente un túnel de viento y un nuevo simulador, aunque parece que esto tendrá que esperar algo más. En cualquier caso, tienen planes ambiciosos y el objetivo de ganar a medio-largo plazo. Para Fernando, todo apunta a que será su última oportunidad de ganar el tercer campeonato antes de retirarse definitivamente en la Fórmula 1.

De momento, el primer contacto con su nuevo equipo llegó el pasado martes 22 de noviembre en los test de Pirelli que se disputaron en Abu Dabi. El español completó 97 vueltas y fue el que más rodó en la sesión matutina. Lo cierto es que los tiempos no fueron muy representativos, ya que los equipos desconocían los compuestos con los que estaban rodando al ser prototipos para 2023. En este caso, las sensaciones tienen mucho peso y Alonso está completamente motivado para lo que se avecina en los próximos meses.

«Cuando firmé con Aston Martin estaba contento al 90%. Cuando empezaron a mejorar y terminaron la temporada en lo más alto, estaba al 100%. Esta mañana estaba al 100% y ahora lo estoy más«, afirmó a Motorsport.com al bajarse del monoplaza.

Alonso tiene confianza ciega en un proyecto que tiene todos los ingredientes necesarios para ser un éxito. El equipo quiere hacer las cosas bien, inversión no falta y tampoco ganas de conseguir grandes cosas juntos. Además, como él mismo ha reconocido, Aston Martin «es una marca icónica». «Es como cuando entré en el proyecto de Ferrari, sabes que es una marca icónica en el mundo del motor. Ahora es Aston Martin. Todos estos proyectos tienen un plus añadido. El día ha ido bien y estoy muy contento», añadió para cerrar.

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias