miércoles 4/8/21
Tensión en el Parlament

Independentistas catalanes agreden a una reportera de La Sexta

"Escenas de violencia, con las porras pegando a la gente, es una locura", dijo antes de convertirse en víctima

Captura de pantalla 2018-01-31 a las 13.33.34 copia
La reportera, momentos antes de la agresión.

Ha bastado que no les dejaran salirse con la suya para que los independentistas catalanes hayan vuelto a las andadas de intentar responsabilizar a la prensa, no catalana, de todos sus males. Como ya ocurriera con el referéndum ilegal, otra reportera de La Sexta ha sido la víctima.

En concreto Daiana García, periodista del programa Más vale tarde, que se encontraba cubriendo los enfrentamientos entre la policía y los manifestantes catalanes que se dieron cita a las puertas del Parlament este martes, al conocer que no se iba a producir la investidura de Puigdemont.

El incidente se produjo cuando, tras haber conseguido estos romper las cadenas y llegar hasta el parque de la Ciudadela de Barcelona, recinto que rodea el Parlament de Cataluña, Mamen Mendizábal, presentadora del espacio, conectaba con su compañera para ver las imágenes en directo.

En ese momento, mientras se veían las primeras escenas tensas de la situación, la reportera afirmaba "escenas de violencia, con las porras pegando a la gente, es una locura. La gente se está enfrentando a los mossos d'esquadra, hay bastante tensión, insultos... Se está grabando todo lo que está ocurriendo".

Mientras continuaba con su explicación fue cuando se produjo la agresión: "Ahora mismo enfrentamientos con las porras, miradlo". La explicación de la reportera se vio interrumpida por las exclamaciones de dolor de ella misma: "¡Au, au! Me están estirando del pelo a mí, es increíble".

Dado que no fue mucha la 'violencia' desplegada contra ella, la reportera pudo seguir contando la escena mientras proseguían los gritos de los manifestantes: "Es lo que estamos viviendo ahora, estas son las imágenes".

Poco después, Mamen Mendizábal contaba a los espectadores que hasta ese momento todo había sido pacífico y tranquilo, pero que un grupo de personas se enfrentó con los mossos d'esquadra y fue entonces cuando se vieron los primeros momentos de tensión:."Una tensión que no se ha producido cuando se han roto los candados y la multitud se ha acercado a la puerta del Parlament, por lo tanto no sabemos que habrá desencadenado estas situaciones de violencia y de agresión que han obligado a los agentes a actuar".

Comentarios