viernes 4/12/20
NO COMPETIRá HASTA 2018

Sharapova, suspendida dos años por dopaje

La tenista rusa, que dio positivo en meldonium en el pasado Abierto de Australia, ha sido inhabilitada según ha informado la ITF este miércoles

Sharapova confiesa que se dopó. | Reuters
Sharapova confiesa que se dopó. | Reuters

María Sharapova no podrá competir hasta el 25 de enero de 2018. La tenista rusa, que fue inhabilitada tras dar positivo en meldonium, ha sido suspendida dos años por dopaje según ha dictado el Tribunal. Por tanto, se le contabilizan los meses que acumula sin competir en esta temporada. La siberiana, no estará por tanto en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro y tendrá 31 años cuando pueda volver a las pistas. 

Cibulkova apeó a Sharapova en los octavos de final del primer grand slam del curso. Desde entonces, la rusa no ha vuelto a competir. El doce de marzo, cuando ya se cuestionaba su ausencia por las pistas, la que fuera número uno del mundo anunció una rueda de prensa. Se especuló con la retirada, o con un posible embarazo, pero al final la siberiana anunció que había dado positivo en meldonium. 

Esta sustancia, que ha apartado a muchos deportistas de la competición en los últimos meses, incrementaba el rendimiento del deportista y le hacía recuperarse en menor espacio de tiempo. Según afirmó Sharapova, durante toda su carrera había consumido este elemento, debido a la diabetes que padecen sus familiares. Hasta este mismo año, la sustancia había estado permitida, y la rusa explicó que no se había percatado de la inclusión en este 2016. Sin embargo, la ITF no atendió a las excusas debido a que ofreció varios avisos.

Su confesión y su aparente desconocimiento, añadido a su mano tendida a la Agencia Mundial Antidopaje, propiciaron que se especulara con una sanción mínima. Incluso se habló de que podría llegar a disputar los Juegos Olímpicos, después de que Rusia decidiera incluirla. Sin embargo, según ha anunciado este miércoles la ITF, no podrá competir hasta el próximo 25 de enero de 2018. La contabilizan, por tanto, estos meses en los que no se había pronunciado la sentencia.

Cuando la rusa vuelva a las pistas tendrá ya 31 años a sus espaldas y una larga inactividad. Su ranking habrá descendido. Sólo queda escuchar a la rusa, que en su última comparecencia esquivó cualquier palabra que se refiriera a la retirada. 

Comentarios