sábado 19.10.2019
Patricia Conde

"Ciertamente soy un poco superwoman"

La presentadora se estrena en el género documental este jueves con 'Los poderes extraordinarios del cuerpo humano', en #0, a la espera de cristalizar en 2018 su nuevo proyecto con Ángel Martín

Patricia Conde.
Patricia Conde.

-Por fin ha vuelto a televisión, ¿no podía decir que no a un programa como este?

-Cuando me dijeron que era un programa familiar, para toda la familia, y encima un programa de divulgación científica, con el que íbamos a aprender cosas sobre nuestro cuerpo, y además iba a viajar y pasarlo bien, aunque tuviera que sufrir un poquito, lo cual de vez en cuando está bien, no podía decir que no. Ha sido un cambio radical y me daba la posibilidad de hacer algo nuevo y maravilloso. Es lo único que me faltaba, una serie documental. 

-Ese 'sufrir un poquito' yo diría que ha sido 'un muchito' porque ha tenido que intentar subir al Mont Blanc, demostrar cómo una hora cavando equivale a una hora nadando a crol, tirarse en paracaídas, nadar con cetáceos, controlar un incendio con el cuerpo de bomberos... Nunca habrá tenido que sufrir tanto...

-Todo lo que requiere un gran esfuerzo al final es una gran alegría, ¿quién dijo que fuera fácil? Nadie. Aprendes a relativizar, para mí hay problemas que no lo son tanto. La salud sí es un problema, el resto pruebas que la vida te va poniendo. Sí, incluso en el de mis compañeros que estaban sufriendo colgados con una cámara. Cuando acababa too no podía estar más feliz viendo al equipo contento y que todos estábamos bien de verdad. 

-¿Temió en algún momento por su vida?

-Es toda una experiencia y, a pesar de haberlo pasado mal, nunca llegas a pensar que te vas a morir, porque sabes que en el momento en que lo estés pasando realmente mal va a llegar un helicóptero a por ti. Al final es cómo te lo plantees en la vida, en estos casos piensas que lo vas a pasar mal por la altura, el vértigo, el frío, pero ante todo estás ahí arriba, ves el paisaje bellísimo, algo que te da un subidón que hace que se te pasa todo. 

-¿Ha dicho alguna vez durante el rodaje de este programa eso de 'esto no está suficientemente pagado'?

-Yo más que pensar eso pensaba lo de ¿y si me pasa algo? ¿Y mi niño?. De repente estaba envuelto en llamas que van avanzando y ves a los bomberos que te dicen que no pasa nada, que te pongas a cuatro patas y ya está y que tienes un traje ignífugo, pero quemaba, estábamos a 500 grados. Ese día me salieron muchos granos en la cara, como si tuviera pecas y se me abultó. Mi informe cardíaco de ese día era como una montaña rusa. Si antes los admiraba, viendo las imágenes de esos incendios devastadores, ahora les admiro muchísimo más todavía a los bomberos, me emociono y todo, son súper héroes.

-¿Sabe sus límites?

-Yo noto cuando empiezo a tener el sudor frío, me petan los oídos, el estómago se me da la vuelta, y ahí digo 'Patri, al suelo', porque sé que me voy a desmayar. Vas aprendiendo.

-Y encima usted es celíaca...

-Algunos aparatos digestivos están más deteriorados que otros y no absorben muy bien los nutrientes pero para eso yo estoy en manos de un buen nutricionista que me da toda la medicina natural para que absorba bien todos los nutrientes, y sobre todo la vitamina D que es tan importante para el cuerpo. Si tú sabes darle a éste todo lo que necesita es mucho mejor que si vas a ciegas por la vida. Que me dijeran que era celiaca y que no podía comer gluten de por vida fue lo mejor que me pudo ocurrir para cambiar los hábitos. Aquí además nos han cuidado mucho. Me daban mochilas de alimentos sin gluten y les decía que pararan porque no me iba a dar tiempo a comérmelo todo. Creo ciertamente que soy un poco superwoman y quiero demostrarme a mí misma que quiero puedo conseguir las cosas.

-Por muy 'superwoman' que sea, ¿hay algo con lo que no se atreva todavía?

-Lo que no pueda defender. Me presentaban proyectos que decía que no podía hacerlo porque no sabía si podría defenderlo o ser feliz haciéndolo, como de jurado a decir a niños que no han cantado demasiado bien. ¿Quién soy yo? A mí me duele eso. Mi vida ha sido una continua película, si yo escribiera un libro... Con 38 años sigo pensando igual que con 20, la esencia es lo único que perdura y cuando me manden hacer cosas que no voy a poder paso porque voy a fallar. 

-Se habla mucho de la vuelta de Sé lo que hicisteis...

-Hay que olvidarse de ese programa porque es una marca que pertenece a otras personas. Se puede pensar en la vuelta de Ángel y Patricia, pero no se va a llamar así. Una cosa muy divertida de ese programa es que desmantelaba muchas mentiras, se enfadaban, contestábamos, pero a día de hoy, tal y como está la prensa del corazón, que ha decaído bastante, no habría dónde rascar. Sí es verdad que cualquier hilo conductor que nos den a Ángel y a mi podríamos defenderlo, incluso un programa de fútbol sin gustarnos a ninguno de los dos el fútbol, porque somos como hermanos, nos entendemos muy bien. Todo eso que buscan los productores, el feeling, lo tenemos, y eso es magia. Ese algo va a estar y hay varios proyectos sobre la mesa. Estamos trabajando en ello, y habrá muchas sorpresas. Hay muchas cositas para 2018, estoy blindadita y estoy muy contenta.

-En la vida real es usted mucho más seria que en la televisión...

-Cuando voy a cenar con amigas con alguien desconocido siempre pienso "y si no me salen chistes, y si me pongo nerviosa," y luego a lo mejor estoy muy prudente si no me dan confianza. Luego te ponen la cámara y sale el show, que todo se vuelve más extraordinario y puedes con todo, piensas que si te pasa algo que por lo menos que lo graben.

Comentarios