lunes, diciembre 5, 2022

Primera Cita

En menos de tres semanas -concretamente el domingo 22 de marzo- tendrán lugar las primeras de las cuatro citas electorales previstas este año. Ese día, los andaluces están llamados a las urnas, en unas elecciones adelantadas un año por la única persona que tiene la potestad legal y política para hacerlo: la Presidenta de la Junta. Después, en mayo, habrá elecciones en trece Comunidades Autónomas y en todos los Ayuntamientos; en setiembre, elecciones autonómicas en Cataluña y para acabar el año -a finales de noviembre o comienzos de diciembre- elecciones generales. Aquí se podría aplicar el refrán de «no quieres taza, pues toma taza y media».

Lo que pase en Andalucía dentro de unos días tendrá una repercusión en clave nacional. Las encuestas conocidas hasta la fecha indican que el PSOE ganará esas elecciones pero sin mayoría absoluta. En segundo lugar se quedaría el PP, e irrumpirían con fuerza en el Parlamento andaluz tanto Podemos como Ciudadanos. Izquierda Unida, socio en esta última legislatura del PSOE, tendría un retroceso aunque conseguiría representación parlamentaria. Por lo tanto, si Susana Díaz, como candidata del partido supuestamente más votado quiere gobernar, tendría que buscar acuerdos o pactos con uno o más de los partidos que tengan representación parlamentaria.

Se ha especulado mucho sobre las verdaderas intenciones de la actual líder del PSOE en Andalucía. Hay bastante coincidencia en señalar que Díaz busca un triunfo que la catapulte a Madrid como sucesora del actual secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, y por tanto ser la candidata de su partido a la Presidencia del Gobierno de España en las próximas elecciones generales. Para que eso sucediera, al menos tendrían que darse dos circunstancias: que Susana Díaz tenga un buen resultado el próximo día 22 en Andalucía y que Pedro Sánchez lo tenga muy malo en las elecciones autonómicas y municipales de mayo. Y a día de hoy, ambas cosas están por ver. En cuanto al PP, un hundimiento en Andalucía no le vendría nada bien a Rajoy para encarar las próximas citas electorales. El Presidente está empeñado en vender sus logros en el campo de la recuperación económica. Pero si los ciudadanos no se lo reconocen en las urnas, empezará a tener un problema serio. Habrá que estar también muy atentos al resultado de Podemos y de Ciudadanos, los dos partidos emergentes en los últimos meses que claramente amenazan el bipartidismo del PP y del PSOE. Andalucía no es el territorio mejor para Podemos ya que todo indica que el PSOE aguantará bien el envite de los de Pablo Iglesias, pero sin embargo Ciudadanos lo puede tener más fácil, porque puede empezar a recibir un voto desencantado del PP. Por lo tanto, está claro que las elecciones andaluzas tendrán un interés para intuir lo que pueda pasar en los próximos meses a nivel nacional.

Cayetano González

Artículo anterior
Artículo siguiente
NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias