martes, noviembre 29, 2022

Lo de la quita debería llamarse pone

Hay mucho cabreo en el ambiente, mucho nerviosismo, y mucho desencanto. La «movida» de Chipre ha hecho saltar de nuevo las alarmas, y desde luego el tema va a pasar factura, o mejor dicho ya la está pasando. De momento la Prima de Riesgo se vuelto a poner farruca y es que no sólo los ciudadanos de la Unión Europea andan escamados con eso que llaman El Eurogrupo y sus decisiones erráticas, sino también los inversores de fuera de la Unión, véanse, por ejemplo, los japoneses, que son uno de los colectivos «ponepasta» que compran nuestros bonos.

Lo de la «quita» debería llamarse «pone»

Lo de la «quita» debería llamarse «pone», porque en este caso los que van a poner «la pasta», por el viejo método de «por las malas» son los ciudadanos de a pie, que me da igual que sean rusos o chipriotas, porque el caso es que ese dinero, es de cada uno, y de momento les van a sacar una buena tajada de sus ahorros, para solucionar, ya no sé el qué, porque aquí se justifica según conveniencia en cada momento.

Esa promesa de El Eurogrupo, que decía que los depósitos estaban garantizados, parece ser, que era solo una frase incompleta, porque garantizados están pero para el Estado, que no para los ciudadanos, pues basta legislar un nuevo impuesto para que te desaparezcan por el artículo 33, el 10 por ciento, o la cantidad que les pinte, de sus ahorros. Menuda palabra dada. Vamos, como para confiar en ellos. Y como siempre todo llega desde Alemania, y concretamente de la Señora Merkel , que hallándose la mujer ya prácticamente en campaña electoral (las elecciones en Alemania serán en Otoño) quiere quedar bien con su electorado, dejándoles claro que van a cobrar la deuda de las ayudas que los alemanes han hecho a terceros.

Con todo este panorama, ya veremos qué es lo que sucede con los depósitos en los Bancos españoles

El precedente sentado por la Unión Europea en Chipre nos dice que no vale ninguna de las promesas hechas, que no hay nada sagrado, y que esto, bien puede pasar en cualquier país de la Eurozona. En el caso de España, ya hemos recibido la ayuda de 40.000 millones de Euros para los bancos, sin ninguna quita a cambio, pero…, la Unión Europea tiene previstos otros 60.000 millones de Euros para el sector financiero español si fuese necesario, aunque no sabemos las condiciones. Visto lo visto en Chipre, más nos vale que no tengamos que pedir nada de nada, porque las condiciones pueden ser esas o cualquier otras, que prefiero no imaginar.

Con todo este panorama, esta semana, ya veremos qué es lo que sucede con los depósitos en los Bancos españoles, por cierto, ya muy diezmados por la limitación puesta hace muy poco en cuanto a los tipos de interés, y desde luego no es descartable que la gente empiece a llevar el dinero a casa, o vete tú a saber a dónde les pasa por la cabeza situar, a cada uno, sus pequeños capitales, porque a pesar de que estos que organizan – o más bien desorganizan – lo del Eurogrupo, les encanta hablar de eso tan bonito de recuperar la confianza, cada vez que anuncian una medida, tiran abajo los mercados, y de paso generan un malestar entre la ciudadanía, que ya difícilmente puede soportar. Eso sí, a Alemania le va genial, pero Alemania no es Europa… ¿O sí?

Podríamos cambiar la letra a esa vieja canción de Nicolás Guillén que decía: «Me matan si no trabajo, y si trabajo me matan, siempre me matan» por la de «Me matan si no ahorro y cuando ahorro me matan…siempre me matan».

Estrella Digital respeta y promueve la libertad de prensa y de expresión. Las opiniones de los columnistas son libres y propias y no tienen que ser necesariamente compartidas por la línea editorial del periódico.

Marta Pastor

NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias