miércoles, diciembre 7, 2022

La caída electoral del PSOE, la crisis, Lukoil y los vuelos de la CIA pueden provocar un cambio en el Gobierno

Las fuentes consultadas no sólo no han descartado esta posibilidad, sino que la consideran realista, aunque el último atentado criminal de ETA podría provocar el aplazamiento, para después de las Navidades, de los cambios que Zapatero podría introducir en su Ejecutivo con el objetivo de insuflar, al menos en el campo económico y social, aires de confianza, de eficacia y de cierto optimismo, una vez que tanto Solbes como el resto del equipo que dirige la política económica, y que ha batido todos los récords de paro de la OCDE y de la UE, carece de la menor credibilidad o confianza y transmite pesimismo e impotencia de gestión ante tan compleja y difícil situación.

Las últimas declaraciones de Felipe González sobre el ‘caso Repsol’ y sobre la situación general del país coinciden con otras críticas internas del PSOE y de centros de poder de distinta índole que aconsejan una importante y a la vez urgente remodelación del Ejecutivo para: reforzar a Zapatero; liderar una nueva respuesta a la crisis económica; hacer frente a las elecciones del Parlamento Europeo del 2009; y abrir una nueva etapa con la Administración de Barak Obama, precisamente ahora, cuando se acaban de enturbiar las relaciones de España con Estados Unidos, por la revelación de documentos secretos sobre vuelos ilegales de Guantánamo, que dejan en entredicho -al margen de las responsabilidades políticas personales- a los gobiernos de España y de Estados Unidos. Y todo ello al margen de la desaparición de documentos, en medio del lío y la indiscreción del inoperante y conflictivo ministro Moratinos.

La falta de credibilidad y de autoridad de Solbes en el Gobierno, muchas veces superado por Zapatero con iniciativas sorpresa y no presupuestadas, y las tretas de su adversario permanente, el ministro de Industria, Sebastián, a quien se culpa de su relación con Sacyr en la crisis de Repsol, abundan en la idea de que Solbes no quiera seguir en el cargo, y así se lo habría hecho saber hace algún tiempo a Zapatero, añadiendo a todo ello su pésima salud como argumento político (sus apariciones en televisión son patéticas).

O simplemente Solbes podría, o debería, ser cesado por el presidente, quien, en definitiva, es el máximo responsable del deterioro de la imagen y de la acción del Gobierno. Un Zapatero que, como se ha visto en varias ocasiones, tanto a la hora de diseñar los Presupuestos como de pactar con los bancos el plan de rescate del sistema financiero español, puenteó a su vicepresidente, como se apreció tras la Cumbre del Eurogrupo de París, al ordenar el presidente la inclusión en el decreto del rescate financiero la posibilidad de comprar acciones de los bancos y derechos de las cajas, en contra de lo que, desde Nueva York, acababa de proponer Solbes. Y éste es sólo uno de los casos.

Las aventuras políticas del ministro Sebastián y sus peleas con su colega de Tecnología y Universidad, la ministra Garmendia, cuyo departamento no tiene sentido en las circunstancias actuales, y debería dividirse y regresar, por una parte a Industria y por otra a Educación, como el de Bibiana Aído debería regresar a los Asuntos Sociales, hace que las posibilidades de la crisis o remodelación del Gobierno sean muchas si se quiere concentrar el esfuerzo ante el enorme desafío del paro y la destrucción económica.

Los nombres del comisario europeo Joaquín Almunia, o del gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, figuran entre los posibles candidatos a la vicepresidencia económica -la solución al estilo de Obama sería la de fichar a Rodrigo Rato, lo que en España es impensable-, mientras que los nombres de Javier de Paz, Javier Gómez Navarro y José Blanco se barajan para los ministerios de Industria y de Fomento, sobre todo una vez que nadie discute la manifiesta incapacidad de Magdalena Álvarez, que no ha sido capaz, entre otras cosas, de presentar un plan de urgencia para el relanzamiento del gasto en obras públicas que alivie la asfixia del sector de la construcción y sus enormes cifras del paro.

Para la política exterior figuran dos nombres muy calificados: el de Javier Solana y el de Josep Borrell. Dos políticos de prestigio y larga trayectoria en la política exterior y europea. Cualquiera de los dos podría también, llegado el caso, sustituir a Almunia en la Comisión Europea si el actual comisario fuera nombrado vicepresidente económico.

Asimismo, no hay que descartar la posibilidad de que la vicepresidenta De la Vega abandone el cargo a favor de un ministro más político y con clara autoridad en el PSOE, como podría serlo Alfredo Pérez Rubalcaba o José Blanco, mientras que nadie descarta la oportunidad del regreso de Fernando Ledesma al departamento de Justicia, para hacer frente a las crisis y tensión que afecta a tan importante departamento. Puesto al que también aspiraría el fiscal general, Cándido Conde Pumpido.

De llevarse a cabo estos relevos, con experimentados pesos pesados del PSOE, se culminaría un importante relevo en las dos vicepresidencias, y en los llamados ministerios de Estado, Exteriores, Justicia e Interior (en este último, en el caso de que Rubalcaba asumiera la vicepresidencia primera). Y todo esto sin descartar la posible recuperación, si De la Vega siguiera, del Ministerio de la Presidencia y del Portavoz, para dar empuje político a las decisiones del Gobierno que se diluyen en el comadreo de las «alegres y publicistas» ruedas de prensa del Consejo de Ministros.

Aunque algunos portavoces oficiales no ven como una necesidad urgente estos cambios, lo cierto es que el tiempo corre a gran velocidad por causa de la crisis y hace más que necesaria la remodelación y la presencia en el seno del Gobierno de un nuevo y más sólido Gabinete para abordar el año 2009, que se anuncia preñado de dificultades, con políticos experimentados y con más impulso e ideas que los que ahora vivaquean en el Ejecutivo en medio del desconcierto general.

Pablo Sebastián

Artículo anterior
Artículo siguiente
NOTICIAS RELACIONADAS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -

Últimas Noticias